1 de diciembre de 2020
6 de junio de 2006

Nadal se juega con Djokovic su pase a semifinales en París

PARÍS, 6 Jun. (EUROPA PRESS) -

La incógnita de Novak Djokovic será el nuevo desafío para un Rafael Nadal que con el paso de las jornadas afina su tenis y candidatura en la defensa al título en Roland Garros, donde suma 12 victorias consecutivas.

El serbio se ha convertido en la revelación del torneo francés, junto con el local Julien Benneteau. Un 'sueño, que comenzó a fraguarse a los cuatro años, cuando cogió su primera raqueta.

Aunque su padre, jugador de fútbol, apostaba por otro futuro. El mundo del balompié o el del esquí eran sus destinos preferidos para su hijo, pero la insistencia de Djokovic le llevó a apostar por el tenis.

A los 12 años sus padres le enviaron a la Academia de Niki Pilic, en Hamburgo, y allí mostró sus inmensas opciones en el mundo del tenis. Unas posibilidades que pasaba principalmente por las superficies rápidas, sus preferidas.

En su etapa júnior alcanzó las semifinales en el Open de Australia y su escalada en el campo profesional constataban que Djokovic apuntaba a nueva promesa del tenis mundial.

El serbio recurrió el año pasado al italiano Ricardo Piati, para mejorar sus prestaciones en otras superficies, y que forma equipo con Salvador Sosa, preparador físico entre otros de Alex Corretja.

No era la primera vez que el técnico italiano afrontaba un reto así, ya que también entrena a Ivan Ljubicic, también en semifinales en este Roland Garros y número cuatro del mundo.

Los resultados no se han hecho esperar. En París, Djokovic, de 19 años, ha dejado por su camino a hombres como Fernando González, campeón júnior, Tommy Haas o Gael Monfils, la gran apuesta local.

En su primera aparición en los cuartos de final de un 'Grand Slam' tendrá su reválida más difícil. La que le mida a Rafael Nadal. El 'rey' de la tierra batida, donde parece 'imbatible', y en la que suma hasta 57 victorias consecutivas.

Un Nadal que con el paso de las jornadas ha ido reforzando su tenis y sus opciones de revalidar el título conquistado el año pasado. El manacorí busca una victoria que le asegure la segunda posición en la clasificación mundial.