21 de abril de 2019
  • Sábado, 20 de Abril
  • Jueves, 18 de Abril
  • 8 de abril de 2016

    Galán pide que los procesos electorales mantengan la estabilidad para aprovechar el momento económico

    • Galán pide que los procesos electorales mantengan la estabilidad para aprovechar el momento económico
    FERNANDO GOMEZ

    Considera necesario contar con marcos legislativos "predecibles y estables, con políticas energéticas de largo plazo"

    BILBAO, 8 Abr. (EUROPA PRESS) -

    El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, ha pedido que "el resultado final" de los procesos electorales abiertos en algunos países donde está presente la compañía, como España, permitan mantener "la estabilidad institucional imprescindible" para aprovechar los "positivos momentos económicos".

    En su discurso en la junta general de accionistas de la energética celebrada en Bilbao, Galán indicó que es necesario que se mantenga esta estabilidad y "poder realizar las reformas pendientes, para que las empresas podamos seguir generando riqueza y empleo en beneficio de toda la sociedad".

    Respecto a España, el máximo ejecutivo de Iberdrola afirmó que el marco actual seguirá en vigor hasta 2019, "lo que nos permitirá continuar el desarrollo de las redes inteligentes".

    Asimismo, el directivo subrayó que de cara al futuro, las previsiones de la Agencia Internacional de la Energía para los próximos 25 años apuntan a un crecimiento de la demanda mundial del 70% para poder satisfacer "una economía cada día más electrificada y menos contaminante".

    Así, calificó de "hito" contra el cambio climático el acuerdo alcanzado en la Cumbre del Clima de París e insistió en la necesidad de convertir los retos medioambientales en oportunidades de negocio y crecimiento.

    Además, consideró que el escenario planteado tras la cumbre conduce "irreversiblemente" a una transición energética y hacia un modelo de negocio sostenible y competitivo, "que requiere soluciones como las que Iberdrola ha venido aportando a lo largo de los últimos años y con las que nos hemos anticipado a las tendencias del sector".

    Por ello, señaló que el sector eléctrico dispone de un enorme potencial tecnológico para contribuir a la descarbonización gracias a la generación renovable, para lo que se requerirán "cuantiosísimas inversiones de más de 20 billones de dólares en los próximos años, en nueva generación, en redes y en una mayor capacidad de almacenamiento y respaldo".

    Para atraer esos "ingentes capitales", Galán subrayó que serán necesarios marcos legislativos "predecibles y estables, con políticas energéticas a largo plazo".

    "Es difícil encontrar otro sector de la economía que presente oportunidades como las que se abren para el sector eléctrico. Ni tampoco otra empresa tan preparada para aprovecharlas como la nuestra", dijo al respecto.

    BENEFICIO DE 3.000 MILLONES EN 2020.

    En este contexto, el presidente de Iberdrola recordó que el grupo prevé invertir 24.000 millones de euros en el periodo 2016-2020, de los que el 70% se destinará a crecimiento y un 88% a negocios regulados o con contratos a largo plazo, que proporcionarán "visibilidad, seguridad y estabilidad" a sus resultados.

    Galán destacó que, de acuerdo al plan para el próximo lustro, presentado el pasado mes de febrero, el grupo espera un incremento medio anual del 6% tanto a nivel de beneficio neto como de resultado bruto de explotación (Ebitda), que se situarán al final del periodo en torno de los 3.000 millones de euros y los 10.000 millones de euros respectivamente, lo que permitirá aumentar la retribución al accionista de forma sostenible.

    En concreto, el 80% de este beneficio neto procederá los negocio regulados o con contratos de largo plazo; "todos ellos muy estables y predecibles", indicó Galán, que señaló que cerca del 70% del Ebitda del grupo se generará en este horizonte "ya fuera de la zona euro".

    Entre los principales proyectos que la energética ejecutará en los próximos cinco años, Galán destacó, dentro de las áreas de redes, la línea de interconexión marina entre Escocia y Gales, denominada Western Link, y, en el negocio de renovables, la construcción de seis nuevos parques eólicos en Reino Unido, que suman una potencia de 500 megavatios (MW), y de otros cinco en Estados Unidos, con una capacidad total de 750 MW.

    Asimismo, apuntó la apuesta del grupo por la eólica marina con proyectos como el parque de Wikinger (Alemania) y el de East Anglia One (Reino Unido), que suman una capacidad conjunta de 1.100 MW y una inversión superior a los 3.500 millones de euros, y, en generación regulada, por México, donde construye siete nuevas centrales con una potencia total de 2.500 MW.

    Galán también señaló el modelo seguido en los últimos 15 años por el grupo, "que se anticipó a las necesidades energéticas del futuro" y ha llevado a la empresa a ser "la primera eléctrica europea por capitalización bursátil" y la 'utility' europea con mayor rentabilidad total al accionista (RTA) entre 2001 y 2015, con un 240%.

    En el aspecto social, valoró la transcendencia social de la actividad de Iberdrola, con 3.650 nuevas incorporaciones a la empresa en 2015, 2.400 promociones internas, compras a 17.000 proveedores por valor de 7.300 millones de y euros y una contribución fiscal de 5.500 millones de euros, de los que 3.500 millones corresponden a España.