24 de junio de 2019
1 de abril de 2016

Gamesa ofrece al Gobierno francés y a Areva comprar o vender Adwen para fusionarse con Siemens

Gamesa ofrece al Gobierno francés y a Areva comprar o vender Adwen para fusionarse con Siemens
GAMESA

MADRID, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

Gamesa ha ofrecido a Areva y a su principal accionista con un 80% del capital, el Gobierno francés, la ruptura de su alianza en la 'joint venture' Adwen mediante la compra o la venta a su socio del 50% de la participación, indicaron a Europa Press en fuentes financieras.

Esta operación permitirá a Gamesa desbloquear el proceso de fusión con la división de renovables de Siemens y cerrar una operación que, liberada de obstáculos, quedará solo pendiente del visto bueno de la junta de accionistas y de las autoridades supervisoras, entre ellas la CNMV, la CNMC y la Comisión Europea.

Fuentes de Gamesa indicaron a Europa Press que la compañía siguen trabajando con Siemens para sacar adelante el proceso de fusión en el que se encuentran inmersas ambas corporaciones.

Por su parte, las fuentes financieras indican que el principal objetivo de Gamesa es fusionarse con Siemens. Al presentarse Adwen como un escollo, su intención es deshacer la sociedad conjunta, ya sea comprando o vendiendo la participación. Al Gobierno francés se le están dando todas las opciones.

El diario 'Expansión', que adelanta los planes de ruptura de Gamesa con Areva para desatascar la fusión, indica que Adwen tiene un valor cercano a 400 millones de euros, de modo que la venta o compra del 50% conlleva una operación de unos 200 millones.

Cuando se alió a comienzos de 2015 con Areva, Gamesa indicó que Adwen iba a ser el vehículo para desarrollar toda su actividad eólica 'off shore', circunstancia que ahora deja de resultar conveniente ante la expectativa de integración con Siemens.

Además de tantear al Gobierno francés, Gamesa ha contratado a varios bancos de inversión con el objeto de ratificar las valoraciones en la sociedad y sus filiales previas a la posible fusión con el conglomerado alemán.

Adwen, que tiene previsto disponer de unos 700 empleados según lo anunciado hace un año por sus socios, se encarga del diseño, fabricación, instalación, puesta en marcha y operación y mantenimiento de turbinas 'offshore'.

En el momento de su creación, ya disponía de una cartera de proyectos de 2.800 megavatios (MW), y de aspiraciones de alcanzar una cuota de mercado cercana al 20% en 2020 en Europa, una de las regiones que más apuestan por la eólica marina.

Para leer más