2 de junio de 2020
19 de septiembre de 2008

Economía/Finanzas.- Esperanza Aguirre garantiza "la salud financiera" de Caja Madrid a pesar de los momentos de crisis

MADRID, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre, garantizó hoy la "salud financiera" del grupo Caja Madrid a pesar de los momentos de crisis económica nacional e internacional, al asegurar que es una de las entidades financieras "más capitalizadas y que más garantías puede ofrecer a todos los ciudadanos".

"Estoy en condiciones de garantizar la salud financiera de Caja Madrid", indicó la presidenta acerca de la entidad, a la vez que recordó que, entre otras cosas, va a poder superar la situación porque el año pasado Caja Madrid hizo unas plusvalías con la venta de su participación en Endesa de aproximadamente 2.000 millones de euros.

En cuanto a cómo afecta la crisis a la Comunidad de Madrid, Aguirre, en una entrevista con la 'Cadena Cope' recogida por Europa Press, indicó que los madrileños han salido de todas las dificultades en las que han estado, "que no han sido pocas", y que siempre lo han hecho saliendo "reforzados".

"Madrid, en este momento está en mejores condiciones para hacer frente a la crisis que el resto de las comunidades", aseveró, al tiempo que destacó que los poderes públicos, lo único que pueden hacer ahora es "generar confianza".

"Generar confianza a las personas que invierten, a los que crean puestos de trabajo y con ello generan bienestar, riqueza y prosperidad", añadió la presidenta de la Comunidad, quien aseguró que es "fundamental" que no se suban los impuestos, y que a ser posible, se bajen. "Aquí en Madrid lo hemos hecho", matizó, aludiendo a la supresión del Impuesto de Sucesiones y Donaciones, de Patrimonio, y a la bajada de un punto en el Impuesto de la Renta de las Personas Físicas.

Por otro lado, aseguró que tampoco se debe gastar más de lo que se ingresa porque al final el déficit se acaba pagando "de manera muy injusta con el impuesto más injusto de todos, que es la inflación".

Asimismo, recordó que desde que ella es presidenta de la Comunidad de Madrid, no se ha incrementado la deuda de la región y que, todo lo contrario, durante estos años el PIB ha crecido. "De hecho, el PIB per capita de Madrid está en 30.800 euros, eso es más PIB que todos los países de la UE excepto Irlanda y Luxemburgo", indicó.

No obstante, reconoció que en el ranking por regiones europeas todavía hay muchas por delante de Madrid, que se sitúa en el puesto 22, por detrás de Londres y otras regiones alemanas, y que su objetivo, por tanto, es escalar en dicho ranking. Para ello, indicó, la región tiene que ser abierta y "no encerrada en si misma y preocupada de sus señas de identidad". "Al contrario, si tenemos alguna seña de identidad es carecer de ella", agregó.

DECLARARSE NO DISPONIBLE

Igualmente, y en la misma línea de situación económica, Aguirre anunció que el Gobierno regional tendrá que hacer una "declaración de no disponibilidad" para afrontar los presupuestos de este año, a parte del Plan de Austeridad que ya presentó antes de verano con la reducción de tres consejerías y varias direcciones generales y puestos de confianza.

"Vamos a tener que hacer una declaración de no disponibilidad sobre el dinero que estaba presupuestado para el 2008", indicó la presidenta, quien aseguró que ahora se están "apretando el cinturón" y tienen que ver cómo reducen "porque la bajada en la recaudación supone que de no tomar medidas, se tendría déficit".

En este sentido, indicó que esta declaración de no disponibilidad se hizo ya en 1996, en el primer Gobierno del PP, cuando ella era ministra de Educación. "Tuvimos que hacer una declaración de no disponibilidad porque de otro modo, no se hubiera podido pagar las pensiones, ya que había un déficit enorme en aquel momento en la recaudación de la Seguridad Social", añadió.

"Cuando el PP llegó por primera vez al Gobierno, el índice de paro era del 22 por ciento, una situación tremenda, y el Ministerio de Educación era un gasto y me declararon la no disponibilidad", recordó la presidenta, quien indicó que "por suerte", en ese momento había menos niños y no disminuyó el gasto por alumno.

También subrayó que tienen que seguir manteniendo la calidad de los servicios públicos que están en su cargo, "que son los más importantes que hoy en día garantizan las administraciones públicas, que son la sanidad, la educación y el transporte".