18 de octubre de 2019
23 de febrero de 2018

Oliu reconoce "presiones" del mercado para acelerar la venta de activos problemáticos

Asegura que el banco cuenta con "flexibilidad" para realizar operaciones puntuales

Oliu reconoce "presiones" del mercado para acelerar la venta de activos problemáticos
BANCO SABADELL

LONDRES, 23 Feb. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, ha reconocido "presiones" por parte del mercado para que la entidad acelere en su estrategia de desinversión de activos problemáticos, si bien ha asegurado que los actuales niveles de cobertura otorgan a la entidad "flexibilidad" en la toma de decisiones a este respecto.

El Plan Estratégico 2018-2020 de Banco Sabadell, presentado este viernes en Londres ante un grupo de más de 100 inversores y analistas y enfocado en incrementar la rentabilidad del grupo, contempla una reducción orgánica del volumen de activos improductivos superior a 6.000 millones de euros, a un ritmo por encima de los 2.000 millones anuales.

"Siempre vamos a valorar y ponderar el riesgo con la rentabilidad", ha asegurado Oliu en un encuentro con periodistas celebrado en la capital de Reino Unido, donde ha descartado detallar si la entidad se encuentra inmersa en una operación de gran calibre para desprenderse de los activos legados de la crisis.

Según el director financiero de Sabadell, Tomás Varela, el ritmo previsto de desinversión en activos problemáticos permitirá situar la mora de la entidad por debajo del 3% en 2020, pero ha subrayado que la "flexibilidad" con la que cuenta la entidad para acelerar su ritmo de reducción de activos improductivos puede provocar que descienda todavía más.

DESCARTA OPERACIONES CORPORATIVAS

Por otro lado, el presidente de Sabadell ha descartado acometer operaciones corporativas en el horizonte de tres años que contempla el nuevo plan estratégico. "No lo contemplamos", ha aseverado Oliu, que solo estudiaría realizar una operación de este estilo si aporta valor para el accionista.

Oliu, además, no ve a día de hoy espacio para una mayor consolidación en el sistema bancario nacional. "Si (las entidades medianas) resisten un año más en un escenario de bajas rentabilidades, cuando esta suba se van a poder afianzar en el mercado", ha señalado.

En relación a la red comercial del grupo en España, el líder de Sabadell ha aseverado que no prevé un nuevo ajuste, mientras que, respecto al negocio bancario, informó de que Sabadell, con el nuevo plan, busca alcanzar una cuota en pymes del 12,5% en 2020, desde el 11,4% correspondiente al ejercicio 2017.

MANTENER EL DIVIDENDO

En cuanto a la política de dividendo, el banco de origen catalán mantendrá un 'payout' de entre el 45% y el 50% durante los tres próximos años. "Mantendremos la política de repartir la mitad de los beneficios generados, la mitad a dividendos y la otra mitad a financiación del plan estratégico", aseguró Oliu.

En términos de rentabilidad, el nuevo plan a tres años prevé alcanzar un retorno sobre capital tangible (ROTE) del 13% en 2020, mientras que el ROE también experimentará un avance "muy importante", hasta niveles superiores al 10%.

Para leer más