23 de febrero de 2020
19 de febrero de 2019

El Gobierno trabaja para modificar la reforma laboral antes de elecciones

"Siempre se puede meter una canasta de tres puntos en el último segundo del partido", asegura Valerio

El Gobierno trabaja para modificar la reforma laboral antes de elecciones
JESÚS PRIETO - EUROPA PRESS

MADRID, 19 Feb. (EUROPA PRESS) -

La ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, ha señalado que, "aunque la legislatura ha descarrillado", el Gobierno está trabajando para la modificación de los aspectos centrales de la reforma laboral.

"Siempre se puede meter una canasta de tres puntos en el último segundo del partido y en ello estamos y tanto estamos trabajando en ello que el presidente de la patronal, Antonio Garamendi, considera indecente lo que cree que vamos a hacer", ha apuntado la ministra.

Así lo ha señalado durante la sesión de control al Gobierno en el Senado, donde ha asegurado que al Ejecutivo "nunca le han temblado las piernas" y ha afirmado que "tiene claro lo que hay que hacer" en materia laboral antes de que se ponga fin a su mandato.

"A este Gobierno nunca le han temblado las piernas para adoptar medidas positivas para la ciudadanía de este país. Ni nos han temblado ni nos van a temblar", ha apostillado la titular del Ministerio.

En esta línea, ha recordado que todavía se está debatiendo en las mesas del diálogo social los aspectos más lesivos de la reforma laboral, aunque ha señalado que "no ha habido un acuerdo todavía".

Durante el turno de réplica, Valerio le ha pedido al senador de Unidos Podemos Óscar Guardingo que "no le quepa la menor duda" de que el Ejecutivo de Pedro Sánchez va a seguir trabajando hasta el último momento para revertir los aspectos más lesivos del marco laboral, "pese a la cercanía de la próxima fecha electoral".

Por último, Valerio ha recordado que el Gobierno, desde el primer día, ha tomado decisiones que suponen "un paso adelante en la mejora de la calidad del empleo de los trabajadores españoles".

"Sabemos bien que es preciso actuar, que es preciso tener impulso político y el Gobierno quiere hacer esta reforma, pero también necesitamos contar con aritmética parlamentaria y en este empeño vamos a seguir trabajando para llegar a un acuerdo que sea positivo para los trabajadores", ha concluido.

Por su parte, el senador del grupo parlamentario de Unidos Podemos Óscar Guardingo le ha recordado al Gobierno que la aritmética parlamentaria sigue siendo la misma, que tenía un acuerdo político con su formación política y que las negociaciones entre el Ministerio y los sindicatos avanzaban.

No obstante, Guardingo se ha lamentado porque cree que al Gobierno "le han temblado las piernas ante la patronal y Bruselas". Para Guardingo, si no se deroga la reforma laboral será porque el Gobierno se ha rendido ante "los más poderosos".

"La clase trabajadora en España necesita volver a ganar derechos laborales y democráticos, porque cuando no ganan los derechos ganan las derechas", ha remarcado Guardingo, tras afirmar que a la derecha también se le gana en la nómina y en los convenios colectivos.