18 de junio de 2019
12 de julio de 2016

Bruselas tendrá en cuenta los "compromisos" que asuma España para decidir si reduce a cero la multa

BRUSELAS, 12 Jul. (EUROPA PRESS) -

El vicepresidente de la Comisión Europea responsable del Euro, Valdis Dombrovskis, ha dicho este martes que es una "posibilidad" reducir a cero la multa a España por incumplir con la reducción del déficit pactada con la Unión Europea, tal y como defiende el Gobierno, si bien ha dejado claro que esa decisión dependerá de los "compromisos que asuma" el país para ajustar la senda.

"Claramente hay una posibilidad de reducir la multa potencialmente a cero, pero debemos ver cuáles son los elementos relevantes de los países y los compromisos que asumen", ha declarado Dombrovskis, en una rueda de prensa al término de la reunión de ministros de Economía y Finanzas de la UE (Ecofin) que ha activado formalmente el proceso sancionador.

En la decisión ha quedado constancia que ni España ni Portugal han tomado las "medidas eficaces" necesarias para situar por debajo del 3 % el déficit público, lo que ha iniciado la cuenta atrás para que Bruselas presente en un máximo de 20 días que cuantifique la multa para cada país.

Dombrovskis ha reconocido los esfuerzos realizados por los Gobiernos español y luso en los últimos años para superar una grave crisis económica y financiera, y ha afirmado que todo ello será tenido en cuenta, aunque espera detalle en los pasos que están dispuestos a dar para devolver sus cuentas a la buena senda.

El proceso sancionador prevé una multa que suponga entre el 0 y el 0,2 % del PIB del país infractor, que puede ser reducida o cancelada por Bruselas. En el caso de España, el impacto máximo sería de más de 2.000 millones de euros.

Otra de las consecuencias de la inacción para contener el déficit es la congelación de fondos europeos para el siguiente ejercicio, 2017 en este caso, y que podría afectar a hasta un 50 % de los recursos asignados a cada país.

Sobre este asunto, Dombrovskis ha señalado que dado que sólo se aplicaría a partir del próximo año, Madrid y Lisboa tienen tiempo para "reaccionar" y "corregir la situación" sin perder ninguna partida de fondos.

Entre tanto, Madrid y Lisboa cuentan también con un plazo de diez días para presentar sus alegaciones, aunque el ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, ya ha dicho que España remitirá su carta razonada este mismo miércoles.

En ella, el Gobierno se compromete a mejorar la recaudación en 8.000 millones de euros para corregir el desvío en 2017, gracias en parte a que la lucha contra el fraude fiscal va "mejor de lo esperado" y permitirá sumar 1.500 millones más de los previstos.

La medida fundamental con la que España aspira a convencer a Bruselas para reducir a cero la sanción es un tipo mínimo para los pagos a cuenta del Impuesto de Sociedades que, según De Guindos, permitirá captar 6.000 de los 8.000 millones que el Gobierno promete captar.

Se trata de una novedad que exige una reforma legislativa para la que habrá que esperar a que haya un Gobierno "en plenas funciones", aunque fuentes del Ministerio creen que no planteará problemas a ninguno de los partidos de la oposición plantear un cambio que afectará sólo a las grandes empresas.

Para leer más