3 de marzo de 2021
8 de diciembre de 2014

El Eurogrupo avala el ultimátum de tres meses a Francia e Italia para que adopten ajustes extra

BRUSELAS, 8 Dic. (EUROPA PRESS) -

   Los ministros de Economía de la eurozona han avalado este lunes el ultimátum de tres meses que la Comisión ha lanzado a Francia, Italia y Bélgica para que adopten ajustes extra en 2015 con el fin de cumplir los objetivos de reducción del déficit pactados con la UE. Bruselas ha amenazado con sanciones, en particular contra París, si en marzo no ha puesto en marcha las medidas exigidas.

   "Todas las opciones están sobre la mesa por lo que se refiere a Francia y la Comisión asumirá sus responsabilidades", ha subrayado el comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, en rueda de prensa al término de la reunión del Eurogrupo que ha examinado los presupuestos de los países de la eurozona para el año que viene.

   "El tiempo que pase de aquí a marzo debe ser un tiempo útil, debe ser útil para hacer respetar las reglas. No puede ser tiempo perdido. No es tiempo para la evaluación, debe ser tiempo para la acción", ha avisado Moscovici.

   En el caso de Francia, el Eurogrupo resalta que, según los cálculos de Bruselas, el esfuerzo fiscal estructural en 2015 será del 0,3% del PIB, en lugar del 0,8% acordado con la UE. "Sobre esta base, se necesitarán medidas adicionales que permitan una mejora del esfuerzo estructural para cumplir las reglas del Pacto de Estabilidad y Crecimiento", apunta el comunicado de conclusiones.

   Por lo que se refiere a Italia, el esfuerzo estructural previsto para el año que viene es de solo el 0,1% del PIB, frente al 0,5% exigido. Además, el Eurogrupo subraya que "el alto nivel de deuda sigue siendo un motivo de preocupación". "Sobre esta base, se necesitarán medidas efectivas que permitan una mejora del esfuerzo estructural", señalan las conclusiones.

   El Eurogrupo reclama también medidas eficaces a España, Bélgica, Malta, Austria y Portugal. En contraste, constata que los presupuestos de Alemania, Irlanda, Luxemburgo, Holanda y Eslovaquia respetan plenamente el Pacto de Estabilidad. Por su parte, los de Estonia, Letonia, Finlandia y Eslovenia lo respetan "en términos generales".

Para leer más