23 de marzo de 2019
  • Viernes, 22 de Marzo
  • 21 de octubre de 2008

    Economía/Macro.- Las ventas en la Feria de Cantón caen más del 10%

    PEKÍN, 21 Oct. (de la corresponsal de EUROPA PRESS, Débora Altit) -

    Las ventas en la semestral Feria de Cantón, la más grande del mundo, han caído en los primeros cinco días un 10,8% en comparación con la última convocatoria, según informa hoy la agencia oficial Xinhua.

    El número de visitantes europeos y estadounidenses es un tercio más bajo que el pasado abril, y la cifra de pedidos de Estados Unidos se ha reducido también en un tercio, la mayor caída de entre todos los compradores extranjeros.

    China está acusando, de forma inevitable, la crisis financiera mundial, y la provincia de Cantón, considerada la gran fábrica del mundo, está viéndose especialmente golpeada por los malos datos económicos internacionales.

    Tras la noticia de que la fábrica juguetera Smart Union, presente en la bolsa de Hong Kong, había dejado en la calle a 7.000 personas, hoy llega la noticia de nuevos cierres.

    De acuerdo con Xinhua, Bailingda Industrial, una fábrica de aparatos eléctricos localizada en la ciudad de Shenzhen, ha tenido que cerrar y despedir a sus 1.500 empleados.

    Mientras, el diario 'Da Kung Pao' informa hoy de que Kongsonic Electronics (con 900 trabajadores), y la fábrica juguetera Chuang Yi también han cerrado sus fábricas en Shenzhen. El gerente de Kongsonic Electronics, según el periódico, se encuentra desaparecido y ha huido con 53 millones de yuanes (5,8 millones de euros).

    Más de un centenar de proveedores de la compañía se congregaron ayer frente el gobierno local, con pancartas exigiendo "devuélveme mi dinero", y dos camioneros llegados para recoger las mercancías desde Hong Kong (donde se encuentra la sede de la compañía) se encuentran "secuestrados" desde hace dos días por los trabajadores.

    El Gobierno de Cantón ha anunciado un fondo de 1.000 millones de yuanes (110 millones de euros) para intentar reflotar a las PYMES y evitar lo que algunos diarios ya empiezan a conocer como el "tsunami financiero mundial".

    Pekín, mientras tanto, ha enviado a la zona, para supervisar la situación, a Li Changchun, número cinco de la cúpula china y considerado el gran jefe de la maquinaria propagandística, según señala la prensa hongkonesa.