20 de septiembre de 2019
  • Jueves, 19 de Septiembre
  • 23 de enero de 2018

    Montoro informa mañana al Congreso de las condiciones de la prórroga presupuestaria

    Unidos Podemos, ERC, PDeCAT y Compromís le piden cuentas por congelar transferencias a CCAA: "No es ni su dinero ni de Rajoy"

    Montoro informa mañana al Congreso de las condiciones de la prórroga presupuestaria
    EUROPA PRESS

    MADRID, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

    El ministro de Hacienda y Función Pública, Cristóbal Montoro, informa este miércoles en la Comisión de Presupuestos del Congreso de las condiciones en las que el Gobierno aprobó, en el último Consejo de Ministros de 2017, la prórroga presupuestaria de las cuentas de 2017.

    Montoro acudirá a la comisión a petición propia, y aunque su comparecencia estaba ya programada, la Diputación Permanente celebrada este martes en el Congreso ha debatido y rechazado incluir en el punto del día las explicaciones del ministro sobre la congelación de 4.230 millones de euros en entregas a cuenta a las comunidades autónomas.

    La solicitud, formulada por Unidos Podemos, ha sido respaldada por Ciudadanos, Esquerra Republicana y PDeCAT, pero esos votos a favor no han bastado contra los del PP, que ha votado en contra. Los socialistas han optado por abstenerse alegando que la comparecencia ya estaba programada, y que esperaban por tanto en ella las explicaciones del ministro.

    Los grupos que reclamaban estas explicaciones han afeado que el dinero no transferido a las administraciones autonómicas "no es de Montoro ni de Rajoy", y que por tanto no puede ser sujeto al "chantaje" para apremiar a la aprobación de los Presupuestos de 2018 que el Gobierno, por falta de apoyos, aún no ha llevado al Parlamento.

    RECORTES "POR LA PUERTA DE ATRÁS"

    Por parte Unidos Podemos, autor de la solicitud de comparecencia, Gloria Elizo ha denunciado que el Gobierno haya aprobado "por la puerta de atrás" una limitación del 50% del gasto en los ministerios, y que si la prórroga de las cuentas de 2016 supuso una limitación de 5.500 millones, en esta ocasión podría alcanzar los 70.000 millones.

    Pedro Saura, portavoz económico del PSOE en el Congreso, ha justificado su abstención por la intención del ministro de comparecer, aunque ha criticado el "recorte encubierto" aprobado con la prórroga y la "opacidad" con la que se aprobó. Asimismo, ha señalado que la ley de financiación autonómica habilita a estas entregas a cuenta.

    LA PRÓRROGA, CONFORME A LA LEY

    Un argumento replicado por la portavoz de Hacienda de los 'populares' en el Congreso, Susana López Ares, que ha señalado durante el debate que la prórroga se ha llevado a cabo según la ley general presupuestaria, y que no existe ningún recorte, pues no se presupuestan 18.000 millones de euros de programas o gastos finalizados y cambios de organización administrativa.

    Denunciando las "imprecisiones" lanzadas por el resto de grupos --"por no decir mentiras", ha abundado--, López Ares ha justificado la paralización de los 4.230 millones a las comunidades en que corresponden a entregas realizadas con la previsión de ingresos y gastos con las cuentas de 2017, y que "podrán disponer de ellos si hay nuevos Presupuestos".

    Ciudadanos, a través de su portavoz económico, Toni Roldán, ha manifestado su apoyo a esta comparecencia, aunque ha lamentado "la negativa del PSOE a sumarse a acuerdos responsables" como los Presupuestos Generales del Estado pues, ha argumentado, este rechazo "mantiene al país paralizado".

    "MERCADEAR VOTOS PARA APROBAR LOS PRESUPUESTOS"

    Ester Capella, de Esquerra Republicana, ha recordado que el gasto autonómico, junto al de las administraciones locales, es "el que afecta más a la ciudadanía", mientras que Aitor Esteban, portavoz del PNV, ha dicho que "lo adecuado" es pedir explicaciones a Montoro.

    Carles Campuzano, su homólogo en el PDeCAT, ha encuadrado la congelación de las transferencias en que el Gobierno es "incapaz de aprobar unos Presupuestos", de la misma manera que el portavoz de Compromís, Joan Baldoví, que ha tildado de "sencillamente indecente" y de "absolutamente repugnante que se pueda mercadear votos para aprobar unos Presupuestos".