18 de noviembre de 2019
  • Domingo, 17 de Noviembre
  • Sábado, 16 de Noviembre
  • Viernes, 15 de Noviembre
  • 15 de julio de 2008

    AMPL.- Balanzas.- La Generalitat afirma que los datos del Estado "no desentonan" con los de su propio estudio

    Cataluña reitera su voluntad de trabajar conjuntamente con Valencia, Madrid, Murcia, Aragón y Baleares en cuanto a financiación

    BARCELONA, 15 Jul. (EUROPA PRESS) -

    El conseller de Innovación, Universidades y Empresa, Josep Huguet, señaló hoy que los cálculos de las balanzas fiscales del Ministerio de Economía, hechos públicos hoy en Madrid, "no desentonan" con el propio estudio que encargó la Generalitat a un grupo de 13 expertos. Así, si la Generalitat cifró el déficit fiscal entre el 7,4 y el 9,8% del PIB catalán, el ministerio lo sitúa entre el 6,38 y el 8,7% en 2005.

    En la rueda de prensa posterior al Consell Executiu, Huguet declaró que las balanzas fiscales del Ministerio ponen de manifiesto el déficit que arrastran las comunidades autónomas del Arco Mediterráneo, por lo que instó a estos territorios --Comunidad Valenciana, Baleares y también Murcia-- así como Madrid y Aragón, a trabajar de forma conjunta.

    Todos estos datos "invalidan" el sistema actual, dijo Huguet, que lamentó los que aseguran que las balanzas fiscales ponen de manifiesto la necesidad de que el sistema actual siga como está. "El Govern tiene claro unánimemente que los datos ratifican que el sistema no es bueno" y que está "lejano de lo que tendría que ser un sistema federal", apostilló.

    CONTACTOS CON OTRAS AUTONOMÍAS.

    Al ser preguntado sobre cuáles serán los aliados de la Generalitat en la negociación del nuevo sistema de financiación de las comunidades de régimen común --todas salvo Navarra y el País Vasco-- dijo que Cataluña estará "al lado de la Comunidad Valencia y las Baleares, y si es necesario con Madrid y otras comunidades autónomas que no salen muy beneficiadas del modelo" vigente.

    También cito a Murcia, que "no sale beneficiada" según los datos del Ministerio de Economía, y también Aragón, que con el "crecimiento económico que está haciendo" pasa de ser una autonomía con superávit fiscal a tener déficit.

    En cuanto a la reunión que harán siete comunidades autónomas el próximo 1 de agosto en Oviedo (Asturias) para hacer frente común en cuanto a la nueva financiación, y que el presidente del PP Mariano Rajoy haya citado a sus presidentes regionales para acordar una posición común, dijo que es "legítimo" que hayan reuniones de este tipo, como también es "lógico" que autonomías como Cataluña, Comunidad Valenciana o Baleares traten de dialogar sobre la cuestión.

    Recordó que estos tres territorios "venían acumulando un déficit histórico de los más altos" a nivel europeo, y que pese a ello, este se ha mantenido estable o se ha incrementado, coincidiendo con la llegada de población extracomunitaria.

    Huguet también subrayó que "el Govern ya hizo un primero paso hablando con los gobiernos de la Comunidad Valenciana y de Baleares" sobre la cuestión, que se saldaron con unos resultados "excelentes", y que "probablemente hará otros más".

    Algunos contactos que se han hecho, y otros que se harán próximamente, se harán "de forma discreta", aunque "se tendrá que acelerar estos contactos a nivel de territorios" y también de los partidos políticos catalanes, en este último caso para alcanzar la unidad de los partidos catalanistas en esta cuestión.

    "MODELO INSUFICIENTE E INJUSTO".

    "Como ha dicho el presidente de la Generalitat --en anterioridad--, estamos ante un modelo insuficiente e injusto, porque los que aportan más acaban recibiendo menos", dijo Huguet, quien aseguró que ello significa que "los pobres y humildes de Cataluña, de la Comunidad Valenciana, Baleares y en parte Madrid, este modelo les condena a recibir menos servicios públicos que los otros".

    El déficit fiscal implica "menos dotación escolar, hospitalaria, geriátrica, menos trenes de Cercanías y más autopistas de peaje", dijo Huguet, quien añadió: "Cuando tendríamos que estar discutiendo de cuánto destinamos a investigación y desarrollo", los "debates vivos" en Cataluña siguen siendo de si hay la inversión suficiente o no en Cercanías.

    Aseguró que el actual modelo no sólo perjudica a las comunidades autónomas más ricas, que son las que más aportan a la solidaridad interterritorial, sino también a las más pobres, ya que "está comprobado" a nivel español como internacional que "un exceso de dinero público paraliza la iniciativa y el esfuerzo, acaba siendo contraproducente para los mismos territorios que lo reciben porque no hacen el esfuerzo de emulación" suficiente. Ello no pasa en los sistemas federales, ya que los territorios "tienen que apañárselas y hacer los deberes".

    Además, dirigió una pregunta a quienes afirman que, con el sistema actual, se "compensan" los distintos territorios y les dijo: "¿No habíamos quedado que esto del reparto de ingresos era para personas? ¿Que pagaban las personas y recibían personas, y no territorios?".

    ARCO MEDITERRÁNEO, "BLOQUEADO".

    También puso de manifiesto que las balanzas fiscales ilustran que el arco Mediterráneo, "el gran motor de la economía española", está "bloqueado y parado" por el "abuso del déficit fiscal". "España no se puede permitir el lujo de que la locomotora pare", en referencia a las comunidades situadas en la costa mediterránea.

    Reiteró la posición del Govern, que es de que hay que desvincular la financiación con las balanzas fiscales, aunque recordó que "está claro que la transparencia da argumentos de peso a los territorios perjudicados para decir que esto no puede quedar así".