25 de junio de 2019
  • Lunes, 24 de Junio
  • 21 de octubre de 2016

    Las autoridades colombianas ejecutan garantías por 30 millones a la filial de Gas Natural Fenosa por impago

    MADRID, 21 Oct. (EUROPA PRESS) -

    Las autoridades colombianas han ejecutado garantías por valor de 96.000 millones de pesos colombianos (30 millones de euros) a la filial en el país de Gas Natural Fenosa, Electricaribe, por los impagos de la empresa en el mes de septiembre.

    En concreto, la empresa no ha podido pagar a los productores de electricidad debido a que no obtiene ingresos suficientes por el alto grado de morosidad y fraude en la zona en la que opera, situada en la costa caribeña del país. La insuficiente de ingresos asciende a 1.100 millones en diez años, indican fuentes del sector a Europa Press.

    Electricaribe incurrió esta semana en un impago a los productores por importe de 103.000 millones de pesos colombianos (32,3 millones de euros) relacionado con el consumo de sus clientes, lo que activó el proceso de ejecución de garantías, señala el diario local 'El Tiempo'.

    Una semana antes, a la empresa se le había aplicado un proceso de limitación de suministro porque no logró garantías adicionales por 35.000 millones de pesos (3,6 millones de euros) para cubrir parte del consumo de octubre.

    A principios de agosto, Gas Natural Fenosa notificó a las autoridades colombianas el inicio de una controversia a la luz del acuerdo internacional de inversiones recíproca entre España y Colombia.

    Desde este momento, existe un plazo de negociación de seis meses que, de no derivar en un acuerdo, puede provocar una denuncia de la empresa española ante la corte internacional de arbitraje del Ciadi.

    Los expertos citados por 'El Tiempo' señalan que, pese a la situación en la que se encuentra la filial de Gas Natural Fenosa, es improbable que la empresa deje de suministrar electricidad.

    No solo hay usuarios protegidos constitucionalmente, como los de cárceles, hospitales y colegios, sino también otros grupos vulnerables protegidos por la legislación.

    Si persisten los impagos, se informará en las próximas a los usuarios de que pueden cambiar de empresa. Para el conjunto del sistema, los impagos de Electricaribe tensionan a las propias empresas de generación, ya que esta firma cubre entre el 23% y el 25% de la demanda del país.

    De los impagos por 32,3 millones, más de la mitad corresponde a generadores de electricidad en plantas térmicas, frente a porcentajes inferiores de plantas hidráulicas y de redes de transmisión.

    Frente a la posición de Electricaribe, la Superintendencia de Servicios Públicos de Colombia considera que la situación financiera de la empresa no se debe a una "supuesta cultura generalizada del no pago", ya que, según sus datos, el promedio de pago en los mercados regulados y no regulados, equivalentes al 77% de la facturación total de compañía, es del 97,9%.

    CUESTIONES DE NEGOCIACIÓN.

    Las fuentes del sector señalan que, para Gas Natural Fenosa, el proceso de diálogo con el Gobierno colombiano debe basarse en dos cuestiones fundamentales.

    La primera se refiere a cómo solucionar de cara al futuro el problema de impago y fraude que existe actualmente, mientras que la segunda se refiere a la necesaria creación de un marco regulatorio, normativo y de supervisión a futuro que permita eliminar esos comportamientos y que siente las bases de un sistema eléctrico competitivo y de calidad para el usuario.

    Gas Natural Fenosa es el accionista mayoritario de Electricaribe, con un 85% del capital. La empresa da suministro eléctrico a cerca de 2,5 millones de puntos de suministro en siete departamentos de la costa caribeña colombiana.