15 de enero de 2021
4 de abril de 2012

Economía/Empresas.- Burger King volverá a cotizar en Bolsa de Nueva York tras vender 3G Capital el 29% de la empresa

MIAMI, 4 Abr. (EUROPA PRESS) -

La cadena de restaurantes de comida rápida Burger King Worldwide Holdings volverá a cotizar en la Bolsa de Nueva York después de que su principal accionista 3G capital haya llegado a un acuerdo para la combinación de su negocio con Justice Holdings Limited, un vehículo de inversión británico.

Según los términos del acuerdo, 3G Capital recibirá 1.400 millones de dólares (1.067 millones de euros) por esta operación y permanecerá como accionista mayoritario de Burger King, mientras que los accionistas y los fundadores de Justice controlarán aproximadamente el 29% de la compañía combinada.

La cotización de las acciones de Justice en la Bolsa de Londres serán suspendidas de forma inmediata y, tras el cierre de la operación, esta previsto que la nueva empresa comience a cotizar en la Bolsa de Nueva York, así como que establezca su sede en Delaware y pase a llamarse Burger King Worldwide Inc.

El acuerdo ya ha contado con el visto bueno de los consejos de ambas empresas y no necesita la aprobación de los accionistas, pero está pendiente de obtener el visto bueno de los organismos correspondientes. Los actuales consejeros de Burger King Worldwide mantendrán sus cargos y se incorporarán a este órgano los representantes de Justice Martin Franklin y Alan Parker.

El director financiero de Burger King Worldwide, Daniel Schwartz, defendió que este es el "momento correcto" para que Burger King vuelva a cotizar en Estados Unidos. "Con esta operación, estamos posicionando la marca Burger King para un crecimiento a largo plazo tanto a nivel local como internacional", afirmó.

El fondo de inversión 3G Capital adquirió en septiembre de 2009 la cadena de comida rápida, que contaba entre sus accionistas con Goldman Sachs Capital Partners y Bain Capital Investors, por 24 euros por acción, lo que suponía valorar la compañía en 4.000 millones de dólares (3.050 millones de euros). Además, se comprometió a asumir la deuda pendiente de pago.