5 de marzo de 2021
14 de julio de 2014

Gobierno apoya la denominación de origen de la anchoa del Cantábrico pero avisa que encarecerá la producción

Gobierno apoya la denominación de origen de la anchoa del Cantábrico pero avisa que encarecerá la producción
GRUPO CONSORCIO

MADRID, 14 Jul. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno apoya el eventual reconocimiento de la anchoa del Cantábrico como una Indicación Geográfica Protegida (IGP) por la Unión Europea, aunque cree que su consecución no debe ser impulsada por las administraciones públicas y advierte al sector de que este tipo de protecciones encarecen la producción, al exigir más trámites certificadores y trabajo de marketing.

Así lo señala en una respuesta a las diputadas socialistas Puerto Gallego y Consuelo Rumí, quienes preguntaron al Ejecutivo si había realizado "alguna gestión" para avanzar en el reconocimiento de la anchoa del Cantábrico como IGP, protegiendo así el producto en todo el ámbito de la cornisa norte. De momento el Gobierno de Cantabria ya ha aprobado una marca de calidad controlada para este producto.

En su respuesta, que recoge Europa Press, el Ejecutivo señala que "no resulta recomendable que las administraciones sean las promotoras" de este tipo de iniciativas, que deben partir del sector, donde se debe decidir "solicitar esta protección y en qué términos".

APOYO Y TRABAJO CONJUNTO

De hecho, el papel de la Administración es únicamente el de "examinar y comprobar" la documentación para solicitar una IGP y enviarla a Bruselas, que es la que finalmente decide si existe "una cualidad determinada, una reputación u otra característica del producto que pueda atribuirse a su origen geográfico" y que debe ser protegida.

"El Gobierno apoyará las iniciativas que nazcan del sector para la protección como IGP de los nombres geográficos de los productos que se elaboran en distintas zonas de España cuando estas propuestas se encuentren en línea con los requisitos establecidos en la normativa aplicable. Además, trabaja de forma conjunta con las comunidades autónomas en el estudio y tramitación de las solicitudes, por lo que apoyaría cualquier iniciativa del sector para lograr la protección de la 'Anchoa del Cantábrico' y su registro en la UE como IGP", afirma a renglón seguido.

No obstante, también recuerda a los productores de anchoa que la implantación de este tipo de figuras "lleva parejo un incremento de costes de producción vinculados, en primer lugar, a las labores de certificación de las características específicas" y además requiere de "una importante labor de marketing" para "garantizar el éxito de la iniciativa".

Para leer más