19 de octubre de 2019
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 4 de junio de 2008

    Economía/Motor.- Renault España celebra mañana su junta general de accionistas

    VALLADOLID, 4 Jun. (EUROPA PRESS) -

    La Junta General de Accionistas de Renault-España S.A., que se reunirá mañana, jueves 5 de junio, en Valladolid, analizará para su aprobación el informe anual y las cuentas presentadas por el Consejo de Administración correspondientes al ejercicio 2007.

    Este acto, que como cada año se celebrará en el edificio de Direcciones Centrales de Valladolid, contará con la presencia del presidente director general de Renault en España, Juan Antonio Fernández de Sevilla.

    Según los datos aportados por Juan Antonio Fernández de Sevilla en un encuentro con los medios de comunicación celebrado el pasado mes de febrero, Renault España cerró el pasado año con un beneficio neto de 111 millones de euros, frente a unas pérdidas de 11,6 millones de euros en 2006.

    La mejora del resultado neto de Renault-España se explica por los costes extraordinarios de 126 millones de euros derivados del plan de reestructuración para recortar 1.200 empleos, que se contabilizaron en su mayor parte en el ejercicio de 2006. Fernández de Sevilla pronosticó que "el resultado económico de 2008 será positivo, y seguro que mejor que el de 2007".

    La cifra de negocio se elevó a 7.274 millones de euros el pasado año, un 1,3 por ciento menos, mientras que las inversiones alcanzaron 224 millones de euros. En el periodo 2008-2010, Renault-España destinará a inversiones 559 millones de euros, de los que 275 millones se ejecutarán en 2008. La inversión acumulada en los últimos cinco años suma 1.145 millones de euros.

    Fernández de Sevilla anunció entonces que la empresa realizará en los próximos tres años 4.200 contrataciones, con 1.200 contratos relevo y 3.000 eventuales, de forma que la plantilla del grupo alcanzará en torno a 14.500 empleados al final de la década, frente a los 10.829 trabajadores contabilizados al cierre de 2007. Del total de contrataciones previstas para el próximo trienio, 1.900 se efectuarán este año, 1.700 en 2009 y las 600 restantes, en 2010.

    De esta forma, la compañía automovilística recuperará en 2010 el volumen de plantilla con que contaba en 2004, antes de los ajustes realizados en Valladolid, como consecuencia de que la demanda del Modus se situara por debajo de las expectativas, y de la supresión de un turno en Palencia por el final de ciclo del Mégane.

    En el plano industrial, Renault España espera fabricar más de 300.000 vehículos este año, frente a las 281.163 unidades de 2007. El presidente de la compañía avanzó que Palencia empezará a producir el octubre el nuevo Mégane, lo que permitirá recuperar el tercer turno y alcanzar a corto plazo una producción de 300.000 unidades anuales, mientras que Valladolid seguirá con un solo turno y ensamblará 450 unidades diarias de los modelos Modus, Grand Modus y Clio III.

    FUTURO DE VALLADOLID.

    "Valladolid está a la espera de acontecimientos que tardarán en suceder", explicó Fernández de Sevilla, quien precisó que la multinacional francesa esperará a ver la evolución comercial de la gama Modus para adoptar una decisión sobre la planta vallisoletana. En cualquier caso, esta decisión se tomará una vez finalizado el Plan Estratégico Renault Contrato 2009.

    Las factorías de órganos mecánicos de Renault funcionan a pleno rendimiento, de forma que la planta de cajas de cambios de Sevilla alcanzará este año una producción de 970.000 transmisiones y la fábrica de motores de Valladolid montará 1,25 millones de unidades. "De las cuatro fábricas, tres estarán al cien por cien y la otra, por lo menos, al 40 por ciento", explicó el máximo responsable de Renault en España.

    En el ámbito comercial, Renault espera superar de nuevo este año el listón de las 200.000 unidades entre turismos y vehículos comerciales, tras comercializar 197.000 unidades en 2007, gracias a la incorporación de nuevos productos como el todoterreno Koleos o el nuevo Mégane.

    Juan Antonio Fernández de Sevilla subrayó que Renault-España cumplió en 2007 el cien por cien de los objetivos asignados por la matriz en el marco de su plan estratégico, e hizo hincapié en que la nueva planta de Renault-Nissan en Tánger no compite con las factorías españolas.