19 de enero de 2021
11 de diciembre de 2007

Economía.- PP, CiU e IU-ICV critican al Gobierno por falta de coherencia en políticas de cooperación y comerciales

Moratinos defiende la entrada de empresas españolas en Africa y admite que hay que proteger productos sensibles como el plátano

MADRID, 11 Dic. (EUROPA PRESS) -

PP, CiU e IU-ICV criticaron hoy al Gobierno por la falta de coherencia que, a su juicio, mantiene entre las políticas de cooperación al desarrollo y las comerciales.

Lo hicieron durante la Comisión de Cooperación Internacional para el Desarrollo del Congreso, donde compareció el ministro de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Miguel Angel Moratinos, a petición propia, para hacer balance de la política de lucha contra la pobreza desarrollada por el Ejecutivo en esta legislatura.

El portavoz del PP en dicha Comisión, Gonzalo Robles, afirmó que el Gobierno "no se ha caracterizado en estos años" por "liderar" la reivindicación de una nueva política comercial a escala global que beneficie más a los países pobres.

El representante de CiU, Carles Campuzano, denunció que la posición de España en el seno de la UE y en materia de comercio con Africa "ha pensado más en los intereses legítimos" de las "empresas" españolas que en las "necesidades de los países africanos", que en algunos casos "no pueden someterse a una apertura rápida de sus fronteras".

En la misma línea se manifestó el portavoz de IU-ICV, Joan Herrera, quien consideró que en la recién concluida Cumbre UE Africa de Lisboa, España puso el "acento" en la "defensa de sus intereses comerciales" por delante de las políticas de desarrollo para Africa.

A juicio de IU-ICV, la próxima legislatura debería centrarse en alcanzar esta coherencia entre unas políticas y otras, más que en lograr destinar el 0,7% del Producto Interior Bruto (PIB) a Ayuda Oficial al Desarrollo.

Los tres portavoces coincidieron asimismo en reprochar al Ejecutivo que la reforma de la Agencia Española de Cooperación Internacional (AECI) llegase al final de la legislatura y que no vaya a cumplir su compromiso de presentar a tiempo la modificación de los créditos del Fondo de Ayuda al Desarrollo (FAD) y los de la Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación (CESCE), que generan deuda externa.

RECONOCIMIENTO AL AUMENTO DE LA AOD

Sí reconocieron en cambio el esfuerzo realizado para aumentar considerablemente la Ayuda Oficial al Desarrollo en toda la legislatura, aunque el PP consideró que España no hace otra cosa que seguir la tendencia de los países de su entorno en este campo.

CiU denunció por otra parte que la mayoría de los países prioritarios de la cooperación española sean naciones de renta media en lugar de países menos avanzados.

El portavoz socialista, Eduardo Madina, apostó por, "venga lo que venga el nueve de marzo" --fecha de las próximas elecciones generales-- seguir el mismo camino marcado en esta legislatura en materia de cooperación al desarrollo, donde "nunca antes se había avanzado tan rápido".

El ministro Moratinos rechazó las críticas sobre la falta de coherencia entre las políticas comerciales y de cooperación del Ejecutivo porque consideró que el Gobierno está precisamente dotando de coherencia interna a estas políticas.

Afirmó que España no pone obstáculos a una "liberalización comercial progresiva" para los países menos desarrollados, aunque admitió que el Gobierno protege "en algunos casos" los sectores "sensibles" españoles, como "el plátano canario".

De otro lado y refiriéndose al plan de infraestructuras para Africa occidental anunciado este fin de semana en Lisboa por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, reconoció que también busca facilitar la presencia de empresas españolas en la región.

En este sentido, consideró un "orgullo" y un "potencial" que empresas españolas puedan "desembarcar" en esta región para construir infraestructuras ya que, dijo, "tienen conocimiento, experiencia, y una capacidad de realizar infraestructuras reconocida internacionalmente".

El jefe de la diplomacia española defendió el modelo "novedoso" que ha aportado el Gobierno hacia Africa y que ha incorporado nuevos instrumentos, como la asistencia para la creación de empleo a través de escuelas taller o la promoción de las infraestructuras.