24 de agosto de 2019
  • Viernes, 23 de Agosto
  • 17 de julio de 2018

    García Carrión aboga por la obligatoriedad del etiquetado del origen del vino tras el fraude francés

    Ha pedido una reunión con Luis Planas tras considerar que la normativa europea actual es "muy laxa" y que hay que cambiarla

    García Carrión aboga por la obligatoriedad del etiquetado del origen del vino tras el fraude francés
    BODEGAS GARCÍA CARRIÓN

    MADRID, 17 Jul. (EUROPA PRESS) -

    El presidente de García Carrión, José García Carrión, ha abogado por cambiar la legislación vigente en la Unión Europea para obligar a las bodegas a etiquetar el origen de los vinos y así evitar que vuelva a repetirse un fraude en el sector como el destapado la semana pasada en Francia.

    "La ley actual de Bruselas es muy laxa y hay que cambiarla para defender en Europa la obligatoriedad del origen y procedencia del vino. Para evitar nuevos fraudes lo más contundente sería cambiarla", ha reiterado García Carrión en una entrevista a Europa Press.

    En concreto, el presidente de García Carrión ya ha pedido una reunión con el nuevo ministro de Agricultura, Pesca y Alimentación, Luis Planas, para tratar este tema y considera que junto a los comisarios españoles en Europa se puede trabajar para defender el etiquetado del origen del vino.

    "Confío en que Planas intervenga en Bruselas para que se cambien la leyes y se diga su origen. El vino hay que poner de dónde es y si es una mezcla de varios países que se ponga el porcentaje", ha reiterado, después de que el Gobierno de Emmanuel Macron destapara la semana pasada el fraude que hacía pasar como francés vino español.

    "Esa legislación hay que cambiarla. Soy optimista en este asunto, porque si las autoridades francesas lo han denunciado ya es porque están preocupados por la imagen que está dando el vino francés", ha subrayado García Carrión, que ha señalado que los ataques vandálicos de agricultores franceses al vino español de los últimos años no eran por un tema de "competencia" sino una "protesta", ya que su vino se quedaba en la cooperativa.

    García Carrión ha adelantado que tras destaparse el fraude en Francia, ya se han suspendido contratos de 10 millones de litros entre bodegas francesas con cooperativas y bodegas españolas.

    El presidente de la bodega española, que está presente en más de 155 países, ha comparado lo ocurrido con lo que sucedió con el aceite español hace unos años. "Italia compraba aceite a España, lo embotellaba y lo vendía al doble de precio. La interprofesional del aceite logró ganar la lucha para etiquetar todo el aceite como origen español. Esto es lo que queremos en el mundo del vino", ha asegurado.

    LAMENTA LA FALTA DE IMPLICACIÓN DE LA FEV

    España es en la actualidad el mayor viñedo del mundo y el mayor exportador de vino a granel con 1.200 millones de litros, de los cuales el 40% tiene como destino Francia. "Llevamos muchos años vendiendo a Francia a granel, estamos en una media de 500 millones de litros y sabíamos que en ese vino no aparecía luego con etiqueta española", ha denunciado.

    Por otro lado, García Carrión ha destacado que visitó en varias ocasiones a la anterior titular del ramo, Isabel García Tejerina, que inició los trámites para frenar este fraude con la puesta en marcha del comité hispano-francés del vino.

    El presidente de la primera bodega de Europa y cuarta del mundo ha abandonado la Federación Española del Vino (FEV), institución de la que ha salido por su falta de implicación al considerar que este asunto "no era de gran envergadura".