27 de mayo de 2019
25 de julio de 2016

Resultados, tests estrés y reuniones de bancos centrales marcarán la dirección del mercado

Resultados, tests estrés y reuniones de bancos centrales marcarán la dirección del mercado
GETTY

MADRID, 25 Jul. (EDIZIONES) -

Durante la semana pasada, las bolsas contaron con el respaldo de los resultados empresariales estadounidenses, que permitieron compensar la ausencia de nuevas medidas por parte del Banco Central Europeo (BCE), y una macro europea más débil.

Sin embargo, según los expertos, no hay que perder de vista que el 'Brexit' sigue suponiendo un factor de incertidumbre geopolítica y económica, que todavía no se ha visto reflejado en los datos macroeconómicos que se han publicado hasta el momento.

Por ello, las perspectivas de mercado son menos alentadoras esta semana y los analistas de Bankinter creen que las bolsas perderán terreno ante la presencia de algunos obstáculos tales como los tests de estrés de los bancos europeos, los resultados empresariales menos generosos o el sesgo negativo en las cifras macro.

El viernes se publicarán los resultados de las pruebas de esfuerzo (tests de estrés), que pondrán de relieve la difícil situación por la que atraviesan las entidades financieras italianas. Los expertos afirman que no existe una clara visibilidad acerca del proceso de recapitalización del sistema financiero italiano, lo que puede suponer un obstáculo para las bolsas.

Por otro lado, durante los próximos días, habrá una intensa actividad en el frente corporativo. Sin embargo, los resultados empresariales europeos no mostrarán un saldo especialmente brillante.

Además, también existirá un sesgo negativo en las cifras macroeconómicas. En Estados Unidos se estima un descenso de los pedidos de bienes duraderos y un retroceso en la confianza del consumidor.

Las bolsas afrontarán una semana con escasos capitalizadores y un entorno propicio para la toma de beneficios tras las dos últimas semanas. Los analistas afirman que los factores de riesgo aconsejan adoptar una actitud prudente en las próximas jornadas.

BONOS

El buen tono del mercado provocó cesiones de precio en el bono alemán a diez años, que sin embargo acabó la semana a niveles similares a los que las inició. Esta semana, los expertos consideran que el optimismo podría matizarse, favoreciendo a los bonos core, ante los resultados macro mixtos, los test de estrés a la banca europea y el peligro de que el Banco de Japón (BoJ) decepcione al no implementar nuevas medidas.

Para los analistas es "indudable" que la renta fija sigue muy soportada por unas políticas monetarias extremadamente laxas. Rango estimado para la tasa interna de retorno del bono alemán a diez años: -0,10%/+0,08%.

DIVISAS

El dólar podrá fortalecerse por el ruido que puede tener los test de estrés a los bancos europeos, así como por los datos macroeconómicos europeos y unos resultados empresariales peores que los estadounidenses. Rango estimado semanal: 1,90/1,11 dólares por euro.

Por su parte, el yen debería depreciarse progresivamente ante la expectativa del anuncio de nuevos estímulos monetarios. Si la reunión del viernes del Banco de Japón decepciona es probable que el yen se aprecie de golpe, mientras que, en caso contrario, lo razonable sería que continuase con la tendencia de debilitamiento y se depreciase. Rango estimado semanal: 115,5/119,5 yenes por euro.

Por último, el dato del Producto Interior Bruto (PIB) del segundo trimestre y los precios de la vivienda británicos tendrán poco impacto, según los expertos, porque apenas reflejan el impacto del 'Brexit'. Rango estimado semanal: 0,83/0,845 libras por euro.

POSICIONAMIENTO RECOMENDADO

En cuanto al área geográfica, los analistas recomiendan vender en las Bric's (excepto India), Australia, Canadá y Reino Unido, mantenerse neutral en la Unión Económica y Monetaria (UEM), Japón y España y sobreponderar/comprar en Estados Unidos y en los perfiles agresivos de India.

En relación al tipo de activo, los expertos apuestan por vender en bonos emergentes, materias primas, excepto el oro y el petróleo, mantenerse neutral en bolsas europeas y japonesas, bonos soberanos periféricos, bonos corporativos europeos, bonos 'high yield' europeos y petróleo y comprar bolsas estadounidenses, bonos soberanos core estadounidenses y europeos, bonos corporativos estadounidenses, bonos 'high yield' estadounidenses, inmuebles y fondos de retorno absoluto.

Por último, respecto al sector, los analistas de Bankinter aconsejan vender en bancos, construcción, mineras, tecnología, biotecnología y seguros, mantenerse neutral en petroleras, industriales, media, telecomunicaciones, aerolíneas, farmacéuticas, lujo, automóviles, químicas y hoteles y comprar utilities, consumo básico y discrecional, retailers/distribución, inmobiliario o concesiones.