19 de octubre de 2019
  • Viernes, 18 de Octubre
  • 4 de mayo de 2018

    Trabajadores de Duro Felguera y CC.OO. exigen cerrar el acuerdo con la banca

    Trabajadores de Duro Felguera y CC.OO. exigen cerrar el acuerdo con la banca
    EUROPA PRESS

    La alcaldesa gijonesa, Carmen Moriyón (Foro), da su apoyo a la plantilla en sus reivindicaciones

    GIJÓN, 4 May. (EUROPA PRESS) -

    La presidenta del comité de empresa de Duro Felguera, Rosa Estébanez, ha asegurado este viernes que dentro de este organismo entienden que se deba hacer una reestructuración en la empresa pero no un ERE y, en todo caso, que debería apostarse por la salida de personas del anterior equipo directivo y de otros nuevos que non aportan nada al negocio y cuentan con sueldos altos.

    Antes de esto, ha recalcado que urge desbloquear el tema de la refinanciación bancaria, por lo que ha instado a las entidades bancarias a llegar a un acuerdo. Así lo ha indicado, en declaraciones a los medios de comunicación, tras la reunión mantenida con la alcaldesa de Gijón, Carmen Moriyón (Foro).

    Estébanez, no obstante, ha apuntado que queda mucho trabajo por recorrer, a lo que ha añadido que, al margen del acuerdo de refinanciación, falta que la empresa abra el periodo de consultas para iniciar la negociación.

    Unido a ello, ha confesado que el ánimo de los trabajadores está "por los suelos", ya que llevan en esa situación mucho tiempo. A este respecto, ha señalado que son casi dos años "de agonía" y lo último ha sido que hay un ERE encima de la mesa.

    De ahí que ha indicado que la plantilla "no está "bien anímicamente". Incluso ha incidido en que esta situación ha llevado a "bastantes abandonos", algunos de personas que llevaban muchos años en la empresa, ante la "incertidumbre" creada.

    Por su parte, el secretario general de la Federación de Industria de CCOO en Asturias, Damián Manzano, ha indicado que el que en un periodo corto de tiempo, horas o a lo sumo días, se concrete el acuerdo de refinanciación con la banca es "absolutamente vital". Es por ello, que ha exigido a la banca que asuma su responsabilidad y ha apostado por que ninguna entidad bancaria pueda poner en riesgo la reestructuración de la empresa.

    NO A DESPIDOS INDISCRIMINADOS

    Es más, ha apuntado que, de no acordarse la refinanciación, la responsabilidad será "de quien la eche a pique". Ha enfatizado, en este sentido, que los trabajadores no se merecen que jueguen con su futuro. Es más, ha asegurado que por responsabilidad los bancos se lo deben a esta región y a los trabajadores de Duro el llegar a un acuerdo.

    Asimismo, ha indicado que lo primero es desbloquear el tema económico y luego se vera qué pasa, ya que se desconocen los términos del ERE, en caso de que se presente. En todo caso, ha incidido en que la solución no pasa por despidos indiscriminados de trabajadores, ya que hay salarios "abundantes" de directivos, algunos de los cuales "sobran" y que pueden salir "por la puerta de atrás o lo que sea", ha recalcado, al considerarles los causantes de esta situación.

    Por su lado, Susana Santos, miembro del comité de empresa de Duro Felguera, ha querido aclarar que la que se hace llamar asamblea de trabajadores del Grupo Duro Felguera no es un órgano representativo legítimamente elegido como lo es el comité de empresa, sino miembros de diferentes comités que actúan a título individual y con una hoja de ruta que la mayoría de la plantilla no comparte.

    Santos, asimismo, ha defendido ser "especialmente cautos, sensatos y prudentes" a la hora de actuar. Es por ello que ve "perjudicial" la forma en la que actúa esa llamada Asamblea de Trabajadores, que tiene una actitud "más agresiva", da informaciones "inexactas" y ataca organismos como el Principado, cuando este está apoyando a la plantilla y una salida para la empresa.

    "No es momento de tirar piedras en ese sentido", ha opinado, para insistir después que no tiene nada que ver con el comité de empresa de Duro. Incluso ha remarcado que no respetan decisiones adoptadas en el comité o en la asamblea de trabajadores, como es no hacer ninguna movilización pública.

    "Es una pena", ha asegurado Santos, para después apelar a la unidad. Ha insistido, en esta línea, que aunque el objetivo es el mismo, el mantenimiento del empleo y la pervivencia de la empresa, cree que las formas son "diametralmente opuestas".

    APOYO DE MORIYÓN

    En cuanto a la reunión con la alcaldesa, Manzano ha destacado que les ha expresado su apoyo e implicación para lograr una salida de futuro a la empresa.

    Por parte de la presidenta del comité de empresa, ha señalado que la alcaldesa es conocedora del problema y de la necesidad de la firma de la refinanciación por parte de los bancos, y "espera que se solucione", ha apostillado.

    Para leer más