20 de enero de 2020
  • Domingo, 19 de Enero
  • Sábado, 18 de Enero
  • Viernes, 17 de Enero
  • 7 de diciembre de 2010

    Nobel.- AI lamenta que 19 países hayan cedido a "las presiones y los chantajes" de China respecto a Liu Xiaobo

    LONDRES, 7 Dic. (EUROPA PRESS) -

    Amnistía Internacional (AI) ha lamentado este martes que 19 países hayan cedido a "las presiones políticas y los chantajes económicos" de China y hayan decidido boicotear la ceremonia de entrega del Premio Nobel de la Paz al disidente chino Liu Xiaobo.

    "China está detrás de la decisión de los Gobiernos de no asistir a la ceremonia, mediante una combinación de presión política y chantaje económico", declaró el director para Asia-Pacífico de Amnistía Internacional, Sam Zarifi.

    "El hecho de que, pese a las presiones y amenazas, China solo haya convencido a una pequeña minoría de países refleja la naturaleza inaceptable de sus demandas", prosiguió. "Los gobiernos y las instituciones internacionales deben seguir resistiendo contra este tipo de acosos", añadió.

    Según Zarifi, "China ha experimentado grances avances económicos, pero los gobiernos del mundo no deben quedar anonadados por el crecimiento económico chino". "El pueblo chino quiere ser parte de las discusiones internacionales sobre Derechos Humanos y debemos hacer todo lo posible para se le incluya de forma plena", añadió.

    El Comité Noruego del Premio Nobel de la Paz informó este martes de que 19 países se han negado a asistir a la ceremonia de concesión del galardón al disidente chino Liu Xiaobo, prevista para el próximo viernes 10 de diciemnre en Oslo.

    Los países que han declinado la invitación, aparte de la propia China, son Rusia, Kazajistán, Colombia, Túnez, Arabia Saudí, Pakistán, Serbia, Irak, Irán, Vietnam, Afganistán, Venezuela, Filipinas, Egipto, Sudán, Ucrania, Cuba y Marruecos.

    Los representantes de estos países estarán ausentes en el evento "por distintos motivos", precisó el Comité Nobel en un comunicado, en el que señaló que China ha lanzado una campaña "sin precedentes" para conseguir el boicot del resto de delegaciones internacionales a la ceremonia de concesión del Nobel a Liu.

    El Gobierno chino ha enviado cartas a los distintos Ministerios de Asuntos Exteriores y a las Embajadas para advertir de las "consecuencias" que acarrearía la presencia en la ceremonia. Asimismo, ha asegurado que el premio afectará a las relaciones comerciales con Noruega.

    Liu Xiaobo cumple en la actualidad una pena de once años de cárcel por su compromiso públicco en favor de los Derechos Humanos y la democracia en China.