17 de octubre de 2019
  • Miércoles, 16 de Octubre
  • 30 de mayo de 2018

    El Defensor del Pueblo denuncia el alto coste social de la crisis: "Como siempre en la vida hay ganadores y perdedores"

    Cree que la reforma laboral del PP no es la culpable de la precariedad pero sí que la agudizó dando más poder al empresario

    El Defensor del Pueblo denuncia el alto coste social de la crisis: "Como siempre en la vida hay ganadores y perdedores"
    EUROPA PRESS - ARCHIVO

    MADRID, 30 May. (EUROPA PRESS) -

    El Defensor del Pueblo en funciones, Fernando Fernández Marugán, ha denunciado este miércoles en el Congreso, que la recuperación económica que está viviendo el país "no es inclusiva" ya que ha supuesto un "elevado gasto social", especialmente, a la clase trabajadora y a la clase media. "Como siempre en la vida hay ganadores y perdedores", ha lamentado.

    Durante su intervención en la Cámara, para presentar el informe correspondiente a su actividad en el año 2017, Fernández Marugán ha señalado que la recuperación tras la crisis "no ha sido neutral", con un coste social que ha derivado en "la desaparición de millones de puestos de trabajo", en el "innumerable número de desahucios" y la "pérdida de muchos de los derechos ganados a pulso por el tesón de generaciones anteriores".

    Esta situación se debe, según ha indicado, a que no han funcionado los mecanismos de reparto, ya que durante la crisis "no se desplegaron actuaciones suficientes" para mejorar las políticas sociales existentes. A su juicio, se dio por hecho que una recuperación económica iba a solucionar los problemas de colectivos como parados de larga duración, trabajadores pobres, familias con todos su miembros en paro, jóvenes sin trabajo, dependientes, niños en peligro de pobreza o personas sin recursos, que "viven pendientes de las ayudas del Estado".

    La dureza de esta realidad ha llevado a la "desconfianza" de la población que se ha quejado al Defensor del Pueblo, especialmente, por las nuevas condiciones del mercado de trabajo, según ha advertido. "Numerosas personas tropiezan con muchas dificultades para encontrar empleo", ha indicado el Defensor, quien ha señalado que, quien accede a una ocupación se encuentra con que es "de poca calidad".

    En este sentido, se ha referido a la reforma laboral que el PP llevó a cabo en 2012 y que, según ha indicado, no cree que sea la causante de los problemas de "desigualdad, precariedad y baja productividad" que se le achacan. Sin embargo, ha indicado que sí que no corrigió esta situación y que llegó, incluso a "agudizarla".

    En parte porque esta reforma dio mayor poder al empresario que "consiguió poder fijar los salarios, los horarios y poner todo tipo de delimitaciones en las condiciones de trabajo", ha denunciado Fernández Marugán que, en este sentido, se ha apoyado en los datos del Banco de España.

    PIDE UNA REFLEXIÓN

    Pero, además, el Defensor ha destacado la realidad presupuestaria y fiscal que vive España. Un país que, según ha indicado registra ahora unos gastos públicos "menos equitativos" que antes, especialmente en lo que tiene que ver con el gasto social. Así, ha señalado recortes en las inversiones de Educación, Salud, Vivienda y Servicios Sociales, hasta lograr una reducción de este gasto social de 32.000 millones de euros desde 2007.

    "Creo que tienen que hacer un reflexión sobre la importancia de la reforma laboral y presupuestaria", ha declarado en su intervención, para insistir en que la crisis "ha dejado huella" en los hogares españoles limitando "la capacidad de crecimiento" del país. A su juicio, las administraciones está en la obligación de "corregir" el desequilibrio actual de la sociedad española, en la que los más ricos --los que atesoran el 10% de la riqueza-- han pasado de ser el 44% en 2008, al 54% en 2014.

    Esta desigualdad, con su correspondiente pérdida de derechos para la sociedad, como consecuencia de la crisis, es uno de los principales problemas de la ciudadanía española en los últimos años, según Fernández Marugán, junto con la violencia de género, la brecha salarial y la operatividad de la Justicia.

    En cuanto a la violencia machista, el Defensor del Pueblo ha reconocido que se trata de una "realidad presente" que ha asesinado a "más de 1.000 mujeres" en los últimos años, que "ha dejado a 27 niños sin madre y a 8 menores asesinados por su padre". En este sentido, ha celebrado la consecución de un pacto en el Congreso sobre esta materia y la dotación a los presupuestos de 2018 con una "cantidad importante" para luchar contra la violencia machista.

    LA BRECHA SALARIAL NO ES "ACEPTABLE"

    En este sentido, ha incidido en la importancia de la educación, para que los niños aprendan desde pequeños "que las relaciones entre hombres y mujeres han de basarse en el respeto y la libertad".

    Pero, además, se ha referido a la desigualdad de la mujer en base a la actual brecha salarial. A su juicio, "no es aceptable" que en el siglo XXI exista "una discriminación laboral" como la que sufren las mujeres frente a los hombres. "En España las mujeres tienen dificultades para encontrar una ocupación y una vez que la encuentran tienen dificultades para romper el techo de cristal", ha denunciado.

    Finalmente, y ya en materia de Justicia, ha destacado el mal funcionamiento del Registro Civil que afecta, mayoritariamente, a "miles de ciudadanos extranjeros que solicitan la adquisición de la nacionalidad en España". En concreto, ha indicado que han sido 400.000 los afectados en el últimos año registrado porque no se ha resuelto su solicitud de nacionalidad. "El Registro Civil no funciona y me atrevería a decir que estamos ante un caso de desidia", ha concluido.

    Para leer más