23 de septiembre de 2020
30 de mayo de 2008

(Amp)Sequía.- El Gobierno derogará en una semana el decreto de agua a Barcelona si se confirma el fin de la emergencia

También se iniciarían esta semana las conversaciones para rescindir el contrato con las empresas adjudicatarias de la conducción

MADRID, 30 May. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Ministros del próximo viernes derogará, con "carácter urgente", el Decreto Ley de abastecimiento de agua a Barcelona, de confirmarse que la situación de excepcionalidad en Cataluña ha finalizado, según anunció hoy la vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega.

Para ello, explicó, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, que la ministra de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, Elena Espinosa, se reunirá "de inmediato" con representantes de la Generalitat para fijar "definitivamente" los criterios oportunos.

"De confirmarse esta situación, el decreto será derogado con carácter urgente, con la misma urgencia que se realizó la primera decisión en la próxima reunión del Consejo de Ministros", dijo De la Vega, al tiempo que señaló que el Ejecutivo cree que "las razones para la emergencia han llegado o están llegando ya a su fin".

Igualmente, señaló que en el momento en que se acuerde la desaparición de las causas que determinaron la declaración de emergencia, "hay que proceder a rescindir el contrato llevado a cabo con las empresas que fueron adjudicatarias" de la conducción para extender el 'minitrasvase' de Tarragona a Barcelona, y que se iniciarían también las conversaciones para ello la próxima semana.

La vicepresidenta explicó que Espinosa presentó al Consejo un informe sobre la situación hidrológica en Cataluña, siguiendo el mandato contemplado en el Real Decreto Ley aprobado hace "exactamente" 43 días. "Afortunadamente, y de acuerdo con el informe, en poco más de mes y medio la situación ha cambiado, ha comenzado a llover --agregó De la Vega--. Viene lloviendo bastante estos 43 días".

En todo caso, aseguró que el decreto recogía medidas "excepcionales y urgentes" para el suministro de agua, ya que "dado el grado de sequía y la escasez de lluvias que se estaba produciendo, si el Gobierno no se ponía en marcha entonces, "los ciudadanos de Barcelona se podrían haber encontrado en el mes de octubre sin agua para beber".

CLÁUSULA DE AUTODEROGACIÓN

Por ello, insistió en que, desaparecida la situación que motivó el decreto, la propia norma prevé un mecanismo de cese de su objeto, de "autoderogación" mediante un acuerdo por parte del órgano que declaró la emergencia, que es el Consejo de Ministros. "Lo vamos a abordar la semana que viene con la Generalitat de Cataluña", indicó.

Así, señaló que si las causas han desaparecido, entrará en vigor, y así se declarará en el próximo Consejo de Ministros mediante un acuerdo, la cláusula fruto de la cual queda derogado el decreto, y "se procederá a abordar la rescisión de la adjudicación de una obra basada en un decreto por razones de emergencia".

En cuanto a los planes futuros de interconexión de cuencas que pudiera tener Cataluña, señaló que es un tema que tiene que abordar la administración autonómica. "Desde luego, lo conoceremos y en lo que sea materia de nuestra competencia, cooperaremos, pero es una cuestión diferente de la que aquí estamos hablando", dijo.

Finalmente, De la Vega reiteró que el Gobierno actúa siempre con los mismos criterios cuando se producen las mismas situaciones. "Cuando ha habido una situación de emergencia en Barcelona, se ha actuado con urgencia; cuando ha habido una situación de emergencia en Valencia, Murcia, hemos actuado con la misma urgencia", aseguró.