4 de julio de 2020
2 de julio de 2009

Garoña.- El PNV califica de "solución intermedia y prudente" la decisión del Gobierno, aunque "no contentará a nadie"

MADRID, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El portavoz del PNV en la Comisión de Industria del Congreso, Pedro Azpiazu, señaló hoy que la decisión del Gobierno de cerrar la central nuclear de Santa María de Garoña en 2013 es "una solución intermedia" que "probablemente no contentará ni a unos ni a otros".

En declaraciones a Europa Press, el diputado nacionalista vasco destacó que ha sido una decisión "salomónica", "esperable" y "prudente" porque fija el cierre "para una fecha concreta, alargándola dos años más sobre la fecha prevista inicialmente". "Puede ser una salida", agregó.

En cualquier caso, reclamó al Gobierno que se centre en dar trabajo a todos los empleados afectados "para que no se vean sin trabajo cuando cierre la central". El PNV ha solicitado en repetidas ocasiones el cese "inmediato" de la actividad de la planta.