19 de enero de 2021
24 de noviembre de 2020

'Mujeres modo ON VG': ayudar a mujeres con discapacidad víctimas de la violencia de género

'Mujeres modo ON VG': ayudar a mujeres con discapacidad víctimas de la violencia de género
Mar Medeiros, directora de Empresas, Alianzas y RSC-D de Inserta Empleo; Cristina González, directora general de DKV-Integralia; Ana Benita, directa corporativa de RRHH del Grupo FCC; y Susana Moreno, , jefa del departamento Diversidad de ILUNION - ILUNION

MADRID, 24 Nov. (EUROPA PRESS) -

Inserta Empleo, la entidad de Fundación ONCE para la formación y el empleo de las personas con discapacidad, ha atendido en los últimos tres años a 2.338 mujeres con discapacidad víctimas de la violencia de género y, según ha señalado, en este tiempo se han obtenido 660 contratos laborales.

Tal y como ha indicado la entidad, del total de mujeres atendidas, 477 lo han sido durante 2020, año en el que se han conseguido 182 contratos.

Este registro data de 2017, cuando, en el proceso de realización de entrevistas, la entidad detectó la necesidad de habilitar un programa específico de búsqueda de empleo para que las mujeres con discapacidad víctimas de la violencia de género "recuperen las riendas de su vida".

Este martes, Inserta Empleo ha presentado el proyecto 'Mujeres modo ON VG', en un acto inaugurado por el vicepresidente ejecutivo de la Fundación ONCE, Alberto Durán, y la secretaria general de la Fundación ONCE, Teresa Palahí, quienes destacaron la difícil situación de las mujeres de este colectivo que, además, han visto "agravada" su situación por el confinamiento.

ALIANZAS PÚBLICO-PRIVADAS

En este sentido, han agradecido la labor de la entidad en su objetivo de mejorar la situación de estas mujeres, así como la ayuda del Fondo Social Europeo.

Tal y como ha indicado la organización, durante el evento se han ofrecido datos e historias que reflejan la importancia de llevar a cabo programas para ayudar a estas mujeres que se encuentran en una situación de especial vulnerabilidad.

En concreto, se han celebrado cuatro mesas redondas. La primera contó con la intervención de la secretaria general de Inserta Empleo y directora adjunta de Formación, Empleo y Transformación de Fundación ONCE, Virginia Carcedo, que destacó la importancia de las alianzas público-privadas, como ésta que lidera Fundación ONCE.

"Para acompañarlas en este proceso, conocer las características, causas y consecuencias de la violencia sobre la mujer, es necesario activar sinergias colaborativas con todos los agentes implicados, más allá de nuestros propios recursos", ha declarado Carcedo.

MESAS REDONDAS

Por su parte, la directora de Talento Externo y Transformación de Inserta Empleo, Ana Pilar Cruz, presentó los objetivos y principales actuaciones del proyecto 'Mujeres en modo ON VG'. Así, ha explicado que se trabaja tanto un enfoque personal como profesional de la mujer y se ha referido a la creación de la nueva figura del COMPASS, para guiar y acompañar a las mujeres participantes en todo el proceso de recuperación, ajustándose a las necesidades de cada una de ellas.

En la segunda mesa redonda se expusieron casos de buenas prácticas de empresas en la labor de integración laboral de mujeres con discapacidad víctimas de violencia de género, en concreto, de ILUNION, Grupo FCC y DKV-Integralia; mientras que en la cuarta se contó con varios testimonios de mujeres beneficiarias del proyecto 'Mujeres en modo ON VG', así como de profesionales técnicas de COMPASS que las han acompañado.

Finalmente, durante la mesa de clausura intervinieron el director general de Fundación ONCE, José Luis Martínez Donoso; la vicepresidenta Tercera de Igualdad, Recursos Humanos, Cultura Institucional e Inclusión Digital del Grupo Social ONCE, Patricia Sanz; y el subdirector general de la UAFSE (Unidad Administradora del Fondo Social Europeo) del Ministerio de Trabajo y Economía Social, Ángel María García Frontelo.

En su intervención, Martínez Donoso, ha subrayado que existe "un marco que dice dónde se debe actuar" y cree que "ahora más que nunca hay que seguir desarrollando medidas que ayuden a tomar decisiones para erradicar la violencia de género". "Estas decisiones tienen que ir desde la Educación Primaria y Secundaria a cambiar el lenguaje sexista, entre otros", ha declarado.

Del mismo modo, ha insistido en la importancia de la colaboración entre las Administraciones Públicas, el movimiento asociativo y las empresas. "Nuestro reto debe ser la violencia cero", ha concluido.