25 de enero de 2021
11 de diciembre de 2007

Narbona advierte de la incidencia del cambio climático en la costa gallega y elogia la ley de protección del litoral

BALI, 11 Dic. (Del enviado especial de Europa Press, Marcos J. Gómez) -

La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, recordó hoy que Galicia será una de las comunidades en las que tendrá mayor "importancia" la elevación del nivel del mar causada por el cambio climático, tras lo cual elogió la Ley de medidas urgentes de protección del litoral del Gobierno gallego porque establece "una limitación del uso de suelo en el litoral en 500 metros".

En declaraciones a los medios de comunicación durante la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático que se celebra en la isla indonesia de Bali, Narbona destacó el "enorme valor de la Xunta" en la aprobación de las restricciones para los 500 metros de litoral, ya que el "cambio de fisonomía de la costa" provocado por el cambio climático puede ser "especialmente importante en el caso de Galicia".

La ministra interpretó que la presencia de representantes de la Consellería de Medio Ambiente en Bali demuestra el compromiso de la Administración gallega en la lucha contra el cambio climático y destacó que la administración central y la autonómica trabajan conjuntamente en medidas para la reducción de emisiones y para la adaptación a este fenómeno.

En ese sentido, explicó que el Gobierno "está yendo en la dirección" de establecer una reducción de las emisiones de los sectores difusos --que no entran en el protocolo de Kioto y cuya gestión compete en muchas ocasiones a las autonomías-- y como ejemplo recordó que a partir del 1 de enero próximo se modificará el impuesto de matriculación para gravar en función de las emisiones de CO2 de los vehículos.

También en ese marco citó el compromiso efectuado ayer por el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, de habilitar una medida para incentivar la renovación de medio millón de viviendas antiguas de modo que ganen en eficiencia energética y sean capaces de cumplir con los requisitos que el Código Técnico de la Edificación prevé para los edificios de nueva construcción.

Asimismo, advirtió de que "es necesario ir mucho más rápido de lo que se ha ido hasta ahora" en la reducción de esas emisiones difusas, ya que en los últimos años se incrementaron de forma especial precisamente en los sectores del transporte y la edificación. "Hay que apretar el acelerador en los próximos años para llegar al 2012 cumpliendo el protocolo de Kioto", añadió finalmente la ministra.