4 de abril de 2020
11 de septiembre de 2008

Roquetas.- El alcalde analiza mañana con el embajador de Senegal la situación de los inmigrantes de este país

ROQUETAS DE MAR (ALMERÍA), 11 Sep. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Roquetas de Mar (Almería), Gabriel Amat (PP), recibe mañana en el Consistorio, a partir de las 10,15 horas, al embajador de Senegal en España, Abas Ndiour, y al cónsul general, Alessane Gisse, con los que abordará la situación actual de los ciudadanos del país africano que viven en el municipio.

Fuentes municipales señalaron a Europa Press que los representantes diplomáticos de Senegal solicitaron una reunión con el primer edil roquetero después del apuñalamiento mortal el pasado sábado por la noche del trabajador senegalés de 28 años Ousmane Kote en la barrida roquetera de las '200 viviendas' y de los altercados que se originaron durante el domingo y el lunes, que se saldaron con la detención de diez varones de origen subsahariano.

Las mismas fuentes precisaron que, en la solicitud cursada para el encuentro, el embajador y el cónsul general senegaleses agradecieron de antemano al alcalde de Roquetas su colaboración y su trabajo por la integración del colectivo extranjero en el municipio, extremos sobre los que incidirán en la reunión.

El apuñalamiento del joven senegalés, sobre el que el Juzgado de Instrucción número uno de Roquetas decretó el secreto de sumario, provocó una serie de disturbios en los que grupos de inmigrantes levantaron barricadas con mobiliario urbano para cortar el acceso rodado a la localidad y causaron daños en dos bloques de viviendas, coches oficiales y vehículos particulares.

La Policía Judicial de la Guardia Civil continúa buscando al presunto autor del homicidio del trabajador senegalés que, al parecer, salió de casa para hacer una llamada a su familia y, sobre las 23,00 horas, se topó con una reyerta en la que trató de mediar cuando fue apuñalado.

Por su presunta implicación en el homicidio de Ousmane Kote, la Guardia Civil ha detenido a cuatro menores de edad, uno marroquí y tres españoles, que tomaron parte en la pelea del sábado y para tres de los cuales el Juzgado de Menores decretó hoy el internamiento en centros de menores infractores de Oria (Almería), Sevilla y Córdoba.