3 de abril de 2020
18 de agosto de 2008

Cruz Roja denuncia la imposibilidad de acceder a Osetia del Sur para atender a los afectados por el conflicto

El presidente del CICR solicita una entrevista con Lavrov para esclarecer la situación

MOSCÚ, 18 Ago. (Reuters/EP) -

La delegación del Comité Internacional de Cruz Roja (CICR) enviada a Osetia del Sur para desarrollar labores humanitarias y evaluar los daños producidos por el conflicto no ha recibido el permiso de las autoridades para acceder a la región separatista georgiana, según informó hoy el subdirector de operaciones del CICR, Dominik Stillhart.

El presidente del CICR, Jakob Kellenberger, quien iba a encabezar la delegación de Cruz Roja, ha solicitado una entrevista con el ministro de Asuntos Exteriores ruso, Sergei Lavrov, para esclarecer la situación y asegurar el permiso necesario.

Cruz Roja "no ha recibido permiso para acceder a Osetia del Sur", aseguró Stillhart en una entrevista telefónica desde Vladikavkaz, capital de la región rusa de Osetia del Norte. "El acceso a Osetia del Sur es una prioridad. Hemos preparado equipos, materiales y asistencia (...) necesitamos hablar con Moscú para saber exactamente cuál es el problema", indicó.

"Hemos recibido llamadas de ciudadanos de Osetia del Sur que no pueden contactar con sus familiares (...) es realmente importante que podamos acceder para evaluar la situación", añadió Stillhart.

Diversas ONG se han quejado en los últimos días por la dificultad para acceder a Osetia del Sur, región separatista georgiana en la que el Ministerio de Emergencias ruso ha estado coordinando la mayor parte de la ayuda humanitaria.

Según cifras publicadas por el Gobierno de Rusia, que no han sido confirmadas por ninguna organización independiente, alrededor de 1.600 civiles murieron como consecuencia del conflicto armado que mantuvieron los ejércitos de Rusia y Georgia en la región entre el 8 y el 12 de agosto.

SOLICITA UNA ENTREVISTA CON LAVROV PARA PODER ACCEDER A LA ZONA

El presidente del CICR, Jakob Kellenberger, pretendía encabezar la delegación de Cruz Roja enviada hoy a Osetia del Sur para llevar ayuda humanitaria y evaluar los daños producidos por el conflicto en la región. Sin embargo, ni él ni el resto de empleados de la organización recibieron anoche los permisos necesarios para acceder hoy a la región.

"Kellenberger ha solicitado mantener una entrevista mañana en Moscú con el ministro de Asuntos Exteriores ruso, Sergei Lavrov, para esclarecer la situación y asegurar el permiso necesario", señaló Stillhart, quien añadió que la situación humanitaria en Georgia parece ser "mucho más desesperante" y que los ciudadanos georgianos "necesitarán asistencia durante bastante tiempo".

Cerca de 9.000 surosetios que se habían marchado a Rusia buscando refugio han regresado a la región separatista georgiana gracias al alto el fuego firmado por todas las partes implicadas en el conflicto durante los últimos días, según informó hoy el portavoz de los Servicios Fronterizos de Rusia, el teniente coronel Sergei Livantsev.

La subdirectora de los Servicios Migratorios de Rusia, Ekaterina Yegorova, informó de que un total de 37.000 ciudadanos de Osetia del Sur habían pedido asilo a Rusia desde que el pasado 8 de agosto se iniciase el conflicto armado entre Georgia y Rusia en la región.