12 de agosto de 2020
29 de julio de 2009

EEUU y China acuerdan aumentar la cooperación frente al cambio climático, en energía y medioambiente

WASHINGTON, 29 Jul. (Reuters/EP) -

Estados Unidos y China, los dos principales países emisores de gases de efecto invernadero, firmaron este miércoles un acuerdo para aumentar su cooperación frente al cambio climático y en los ámbitos de la energía y el medioambiente.

Representantes de ambos países firmaron un 'memorando de entendimiento' en el Departamento de Estado, en Washington, tras dos días de conversaciones de alto nivel en la capital estadounidense sobre economía y otros asuntos estratégicos, incluido el cambio climático.

Aunque aún no se han difundido los detalles del documento, la secretaria de Estado norteamericana, Hillary Clinton, dijo que destaca la importancia del cambio climático en las relaciones bilaterales.

"También ofrece a nuestros países una dirección mientras trabajamos juntos para apoyar las negociaciones internacionales sobre el clima y acelerar la transición a una economía baja en carbono", explicó Clinton durante el acto de firma del acuerdo.

La secretaria de Estado señaló que ambas partes han hablado sobre cómo reducir sus emisiones de cara a la conferencia de la ONU sobre el clima que se celebrará el próximo diciembre en Copenhague y en la que se pretenden fijar nuevos objetivos para el control del cambio climático.

En Estados Unidos hay quienes opinan que el Gobierno no debería comprometerse a reducir las emisiones industriales en una proporción específica --algo que podría provocar un aumento del precio de la energía-- hasta que China no haga lo mismo. Otros, en cambio, creen que China ya ha tomado más medidas concretas que Estados Unidos y que ahora Washington debe demostrar que realmente quiere reducir las emisiones.

El consejero de Estado chino Dai Bingguo reconoció que los dos países se enfrentan a serios retos en la cuestión del cambio climático y aseguró que Pekín está comprometido a cooperar con Washington en este aspecto.

"Todos tenemos que adoptar un enfoque estratégico y de largo plazo respecto al diálogo y la cooperación chino estadounidenses en estas áreas", manifestó. "Creo que nuestros dos países tienen una importante contribución que hacer a los esfuerzos globales para atajar el cambio climático, garantizar la seguridad energética y proteger el medioambiente y el único planeta que tenemos", subrayó.

Por su parte, el secretario de Energía estadounidense, Steven Chu, elogió los esfuerzos de China, si bien recalcó que las dos naciones tienen que hacer aún más. "El acuerdo de hoy debería enviar una señal clara de que Estados Unidos y China están dispuestos a trabajar juntos en energías limpias y cambio climático. Crea el marco para lo que espero que sean muchos años de cooperación", afirmó.

Este mismo mes de julio, durante una visita de Chu y el secretario de Comercio, Gary Locke, a China, los dos países anunciaron el lanzamiento de un proyecto conjunto de investigación para crear edificios y coches que hagan un uso más eficiente de la energía y para estudiar el desarrollo de un carbón cuya quema sea menos contaminante.