24 de enero de 2020
  • Jueves, 23 de Enero
  • 1 de agosto de 2013

    Gibraltar propone retomar el foro tripartito y apunta razones ambientales para instalar hormigón

    Rechaza hablar de soberanía en ese foro y cree que "no debe sufrir el inocente ciudadano de a pie los cabreos de los políticos"

    SEVILLA, 1 Ago. (EUROPA PRESS) -

    El ministro principal de Gibraltar, Fabian Picardo, se ha mostrado dispuesto a "tender la mano" al Gobierno de España y ha propuesto retomar y reeditar el foro tripartito para dialogar sobre cuestiones que afecten a España y Gibraltar, aunque "sin entrar en cuestiones de soberanía".

    En una entrevista con Canal Sur Radio, recogida por Europa Press, Picardo ha justificado la instalación de bloques de hormigón en el caladero por razones de "regeneración medioambiental" y ha rechazado la actitud del Gobierno español "que provocó la aparición de colas de siete horas, que afectaron el ciudadano inocente, sobre todo a los trabajadores españoles; eso no es procedente en una Europa moderna".

    Sobre esa generación de colas este pasado fin de semana, Picardo considera que "un Estado tiene derecho a ejercer controles en todas sus fronteras, pero estos deben ser siempre proporcionales a lo que se intenta controlar", tras lo que ha recordado que Gibraltar "también tiene pleno derecho de ejercer el control en sus fronteras, y lo hizo hace algunos años, en respuesta a que no se aceptase el carné de identidad gibraltareño en frontera española".

    No obstante, Picardo deja claro que él ha elegido no poner controles en las fronteras gibraltareñas, pues "perjudica al trabajador español que viene a ganarse su vida aquí; no debe sufrir el inocente ciudadano de a pie los cabreos de los políticos".

    Por ello, aboga por "dialogar" y tendió la mano a España "para que haya un diálogo, reanudaremos el diálogo trilateral que funcionaba muy bien y dio sus frutos, para cualquier tema de disputa entre las partes".

    "Reino Unido sigue apostando por el foro tripartito y el PSOE también, pero el único que no apuesta por el foro tripartito es el PP", se lamenta el dirigente gibraltareño, quien asegura que "hoy no hay interlocución porque el PP no quiere hablar con Gibraltar", se lamenta.

    Por ello, considera que "podemos volver al foro y seguir negociando y resolviendo los temas en litigio que no sean de soberanía".

    "Podemos dar un paso adelante y estamos a la entera disposición de Rajoy o Margallo para intentar revivir ese foro para empezar a dialogar y que empiece la interlocución", ha indicado Picardo, quien insiste en que en ese foro "hablaríamos de todos los temas, pero no de soberanía", toda vez que "España dice que a la hora de hablar sobre soberanía no le corresponde hablar con Gibraltar sino con Reino Unido, pero a Gibraltar, en lo que concierne a soberanía solo lo debe discutir con Reino Unido, por lo que no tenemos nada que hablar con España en relación con la soberanía".

    De esta forma, según resalta, "España tendría la comodidad de saber que puede hablar de todo menos de soberanía, puesto que ellos no quieren hablar con nosotros ni nosotros con ellos".

    SOLO UN BARCO

    Sobre la instalación de placas de hormigón en el caladero, Picardo ha asegurado que "no es correcto" decir que en esa zona faenan pescadores de La Línea y Algeciras, toda vez que "en esa zona, de la flota de 60 barcos, solo faenaba un barco, y siempre mariscaba en el mismo sitio, lo cual denota que no estaba haciendo una gran labor de pesca".

    Ha explicado que el Gobierno gibraltareño decidió hacer un arrecife artificial "para hacer renacer el medio ambiente y que de nuevo sea sostenible, pensamos que así se va a generar mejor pesca y así podrá seguir la pesca artesanal de La Línea y Algeciras de forma sostenible, dentro de la legislación que vamos a llevar al Parlamento de Gibraltar".

    Picardo dejó claro que esas aguas "son claramente británicas y gibraltareñas, así lo recogen los convenios internacionales" e insiste en que en esa zona "solo faenaba un barco de los 60 barcos en la flota de La Línea y Algeciras".

    Ha recordado asimismo que "hay 10.000 españoles que vienen a Gibraltar todos los días a trabajar y son muy bienvenidas", por lo que ha rechazado la actitud del Gobierno central "que ha provocado la generación de colas en la frontera, causando problemas a niños, ancianos o embarazadas y que ha afectado principalmente a esos 10.000 españoles que vienen a trabajar todos los días; no me parece procedente en una Europa moderna".

    "España insiste en que hay una disputa sobre de quien son estas aguas, aunque nosotros no las vemos como aguas disputadas, pues las leyes internacionales nos confirman que son aguas británicas", ha dejado claro Picardo, quien resaltó la cooperación entre las fuerzas de seguridad gibraltareñas y españolas, toda vez que "todos los días la Policía de Gibraltar trabaja conjuntamente con la Guardia Civil para parar el narcotráfico y el tráfico de personas en esta zona".

    De esta forma, apunta que "hay mucha cooperación al mismo tiempo que sigue ese problema de titulares y enfrentamientos políticos".

    Picardo apeló a la necesidad de cumplimiento de la ley, toda vez que "el problema no es que vengan a faenar, pueden venir a pescar cuando quieran, sino los métodos que se usan para faenar, pues algunos de los métodos tradicionales ya son prohibidos en nuestra legislación, como ya se han prohibido algunos métodos artesanales también en la legislación española y europea".

    Por ello, considera que "es cuestión de acoplar la ley de Gibraltar y los métodos que están usando los españoles; no podemos permitir que hagan ciudadanos de otros países lo que es ilegal y no permitimos hacer en nuestro país", de forma que cree que "un vez que se acoplen uno y otros se acaba el tema".