31 de marzo de 2020
19 de septiembre de 2008

RSC.-A Coruña implanta un sistema de medición de emisiones de vehículos para vigilar la calidad del aire

A CORUÑA, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

A Coruña ha sido la primera ciudad de Galicia en instalar un sistema de medición de las emisiones de los vehículos dentro de "una apuesta por la mejora de la calidad del aire", una iniciativa que forma parte de las actividades emprendidas con motivo de la Semana de la Movilidad.

En la carpa instalada en los Cantones de la ciudad herculina, los visitantes pueden ver en tiempo real los datos que recogen los medidores de la calidad del aire instalados en la ciudad. El sistema consiste en una cabina de calidad del aire y un sistema de medición de las emisiones de los vehículos, ambas unidades facilitadas por las empresas SIR, concesionaria de la Red de Medida de Calidad del Aire del Ayuntamiento y TECHNET.

En A Coruña, las emisiones debidas al tráfico son las que más influyen en la calidad del aire, según informó el Ayuntamiento. Con objeto de evaluarlas y analizar la viabilidad de desarrollar actuaciones que potencien una movilidad más sostenible, las empresas Technet y SIR están desarrollando una campaña de medición de las emisiones e inmisiones en la carpa de la Semana de la Movilidad.

El sistema de medición de emisiones de los vehículos, RSD (Remote Sensing Device) pionero en España, emplea la más avanzada tecnología de detección a distancia de contaminantes, analizando de manera no intrusiva las emisiones de los vehículos a medida que éstos circulan por una vía pública.

Para cuantificar las emisiones, se emite un haz de luz infrarroja y y otro ultravioleta sobre la calzada, realizando un medida mediante espectroscopia cada medio segundo de hidrocarburos, partículas, óxidos de nitógeno y monóxido de carbono al paso de cada vehículo.

El sistema está certificado por la E.P.A., máxima autoridad en materia medioambiental norteamericana, que goza de gran prestigio a nivel mundial. En paralelo con las medidas de los contaminantes provenientes de los tubos de escape de los vehículos en movimiento, el sistema analiza las variables ambientales y caracteriza las condiciones de circulación del vehículo.

Para ello, cuenta con una estación meteorológica y dispositivos de medición de la velocidad y la aceleración del mismo. A su vez dispone de sistemas de captación de imágenes que permiten identificar la matrícula del vehículo y obtener los datos necesarios para la interpretación y análisis de los resultados, generándose "una completa base de datos que incluye información de las emisiones de cada vehículo" y características como cilindrada, tipo de combustible, antigüedad, tipo de vehículo, marca y modelo.

Esta información será analizada para valorar la contribución de cada categoría de vehículos a la contaminación atmosférica de la ciudad y diseñar "medidas específicas" que mejoren la calidad de vida de A Coruña, permitiendo al Ayuntamiento disponer de una "fotografía" de su flota de vehículos en materia de emisiones.