8 de agosto de 2020
25 de marzo de 2014

Empresas españolas más internacionalizadas creen que la RSE es "importante" en el contexto internacional en el operan

Investigación sobre Internacionalización y Responsabilidad Social en la empresa española de Deusto Business School y Fundación Elecnor

BILBAO, 25 Mar. (EUROPA PRESS) -

Las empresas españolas más internacionalizadas creen que la Responsabilidad Social Empresarial (RSE) es "importante o muy importante" en el contexto internacional en el que operan y aseguran que las políticas de RSE están llegando tanto a las líneas de negocio como a las filiales y operaciones locales de la empresa internacional española.

Estos datos se recogen en las conclusiones de la investigación sobre Internacionalización y Responsabilidad Social en la empresa española, elaborada por el Global Centre for Sustainable Business de Deusto Business School, con el patrocinio de la Fundación Elecnor, y que ha sido presentada este martes en el marco del I Foro de Diálogo sobre Responsabilidad Social celebrado en la Universidad de Deusto.

De acuerdo con el informe, realizado a partir de entrevistas con los responsables de RSE de las empresas internacionalizadas españolas del Ibex 35, la RSE ha conseguido "no solamente ser útil, sino imprescindible en el día de los negocios y, en este terreno, la internacionalización ha sido un motor de progreso".

Para un 83% de las empresas analizadas, la razón básica del progreso en la RSE que han experimentado a través del proceso de internacionalización se ha debido al aprendizaje respecto a los riesgos no financieros de la empresa. Para el 66%, el motor de su aprendizaje se ha basado en que han encontrado nuevas oportunidades de creación de valor en los nuevos contextos locales.

Las empresas internacionalizadas reconocen asimismo en el estudio el papel "preponderante" jugado por parte de los inversores institucionales. En su opinión, "su creciente exigencia de prácticas de desempeño de la RSE como condición de inversión está impulsando que la RSE se convierta en un elemento activo en los 'road shows' de las empresas".

Por otra parte, la RSE se ha convertido en una palanca de primera importancia para asegurar una relación sostenible y positiva de las empresas cuyas actividades tienen un impacto significativo en las economías y sociedades en países emergentes o en desarrollo con las autoridades de esos países, así como con las comunidades locales.

Las empresas entrevistadas señalan que en los casos en los que venden a clientes que no son consumidores finales, la RSE empieza a ser una herramienta útil para conseguir la contratación de nuevos proyectos.

El informe también refleja que la función de RSE es global y al mismo tiempo actúa de manera local. Así, en un 42% de las sociedades analizadas, el alto comité de RSE que funciona afectando transversalmente a la empresa, se reproduce a escala en los países en los que opera. En un 42% de los casos, la función de RSE tiene una red de interlocutores o especialistas en los diversos países, pero el 58% de las empresas tiene un equipo de RSE en cada país principal donde opera la compañía o está avanzando ya en esa dirección a partir de la existencia de equipos en algunos países.

Además, en el 91% de las organizaciones objeto de este análisis, los objetivos anuales de RSE se realizan en iteración entre la función de RSE y las unidades de negocio o los equipos locales.

La RSE se ha incorporado ya a los elementos de desempeño de las funciones corporativas, las unidades de negocio y las filiales "y ese proceso no tiene marcha atrás", señalan las empresas analizadas, de las que un 50% afirma que el compromiso con la sostenibilidad se encuentra inscrito en la misión o en la visión que tienen de su negocio.

En el 83% de estas empresas existe un órgano ejecutivo y transversal que dirige la RSE y su función se encuentra al más alto nivel. En el 58% de los casos, existe un subcomité del consejo de administración de seguimiento de la RSE.

"AVANCE, EN PLENA CRISIS"

El autor del informe, Manuel Escudero, director del Global Centre for Sustainable Business, ha destacado el "importante avance de la RSE en los últimos cinco años, en plena crisis". "Hemos podido comprobar un avance muy significativo de la RSE. El proceso de cambio del papel de la empresa en el siglo XXI desde una empresa irresponsable cuyo único objetivo era la maximización del valor accionarial hacia una empresa que pone bridas a las conductas irresponsables y previene los impactos negativos tanto sociales como medioambientales, comienza a ser una realidad", ha añadido.

Escudero ha manifestado que, "sin embargo, no todas las empresas objeto de esta investigación han terminado el viaje hacia el centro del negocio y todas ellas merecen, y con nota alta, el calificativo de empresas responsables avanzadas". "Son menos las que han logrado colocar la RSE en el núcleo de su negocio. Las empresas que lo han conseguido tienen, claramente, un propósito social inscrito en el propósito de hacer dinero", ha agregado.

"Y esto las hace sustancialmente diferentes de las empresas que, siendo avanzadas en sus prácticas de la RSE, todavía no han transformado la naturaleza misma del negocio. Quizás, ésta es la nueva frontera de la RSE", ha concluido.