28 de noviembre de 2020
20 de diciembre de 2007

RSC.- Legálitas aconseja a los consumidores "no ir a la desesperada ni dejar la compra para última hora"

MADRID, 20 Dic. (EUROPA PRESS) -

La empresa de asesoramiento jurídico Legálitas publicó hoy un decálogo con una serie de recomendaciones para realizar unas compras "más seguras" durante la Navidad, en el que aconseja a los consumidores "no ir a la desesperada ni dejar la compra para última hora".

En palabras del director del departamento de Consumo de la asesoría jurídica, Ricardo Nogales, "es preferible reflexionar previamente sobre qué se quiere comprar" ya que, según un estudio realizado por el departamento de Consumo de Legálitas, durante las fiestas navideñas las reclamaciones aumentan un 50%.

El mismo estudio señala que las consultas sobre devoluciones, hojas de reclamaciones, garantías u otros defectos, llegan a alcanzar en estas fechas el 18% de las llamadas que se reciben para solicitar consejo jurídico inmediato.

En cuanto al decálogo, el primer punto recuerda que "la publicidad que realizan los comercios es de obligatorio cumplimiento". "La Ley obliga al vendedor a respetar los términos de lo publicitado, debiendo asumir las consecuencias de dicha publicidad, ya sea engañosa o ilícita", indica el texto.

El segundo punto recuerda que "también existe una obligación de venta sobre cualquier artículo del comercio, salvo que se trate de parte de la instalación o decorado o se advierta expresamente que dicho artículo no se encuentra a la venta. No admita excusas del tipo 'sólo me queda el de exposición'".

Asimismo, se recomienda "pedir el ticket o una factura de compra". "Además, es obligatorio, si el consumidor lo pide, entregar un documento acreditativo de la operación, de forma que quede constancia de la fecha, precio, objeto adquirido e identidad del vendedor".

El documento también recuerda que "podemos elegir cualquier forma de pago de las distintas que se ofrezcan; si lo hacemos con tarjeta, no podremos sufrir penalización por ello. Si lo hacemos en efectivo, lo haremos con una moneda proporcional al importe a satisfacer".

De todos modos, el texto insta a "tener en cuenta, sobre todo para el caso de los regalos, que el establecimiento no está obligado a aceptar cambios o devoluciones, si no lo ofrece así públicamente".

Asimismo, "solicitar una devolución sin motivo (supuestos en los que el producto no está defectuoso), sólo está legalmente amparada si se trata de compras a distancia o si está realizada, en algunos supuestos, fuera del establecimiento mercantil. Para ello disponemos de siete días contados desde la entrega".

El decálogo subraya que la garantía legal mínima "es de dos años a contar desde la fecha de entrega. Acreditar este momento de la entrega es uno de los motivos por los cuales debemos pedir siempre el tique o factura de compra".

En el caso de las rebajas, aseguran que "lo son sólo de precio, nunca de calidad ni de ningún otro derecho reconocido al cliente". De cualquier modo, en caso de "controversia o dificultad con la compra, puede dejar constancia a través de la hoja de reclamaciones. Es la forma más rápida, económica y eficaz de dejar constancia de nuestra queja, sin perjudicar ninguno de nuestros derechos. Después ya podremos valorar si tramitar dicha hoja de reclamaciones o actuar como mejor proceda".

El último punto considera aconsejable "asesorarnos antes de firmar ningún documento o comprometernos a alguna transacción". "El consejo jurídico previo es la opción que más conflictos o sorpresas puede evitar", concluye el texto.