3 de marzo de 2021
19 de enero de 2021

Andalucía eleva un 12% el precio hora de la ayuda a domicilio hasta los 14,60 euros tras diez años "congelado"

Andalucía eleva un 12% el precio hora de la ayuda a domicilio hasta los 14,60 euros tras diez años "congelado"
La consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz, durante su intervención en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía. En el Palacio de San Telmo, Sevilla (Andalucía, España), a 19 d - MARÍA JOSÉ LÓPEZ - EUROPA PRESS

Rocío Ruiz destaca un "récord histórico" en dependencia con 228.555 personas atendidas y 37.918 nuevos beneficiarios en Andalucía

SEVILLA, 19 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Junta de Andalucía va a incrementar el precio hora de la ayuda a domicilio hasta los 14,60 euros tras diez años "congelado", según ha anunciado este martes la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación, Rocío Ruiz.

Esta cantidad supone una subida del 12,3%, puesto que hasta ahora el precio hora de este servicio se encontraba en 13 euros, según ha puesto de relieve la consejera en la rueda de prensa posterior a la reunión semanal del Consejo de Gobierno, en la que ha detallado que esta medida va a beneficiar a unas 30.000 personas, en su mayoría mujeres, que "con su trabajo hacen posible que las personas dependientes tengan la mejor atención sin renunciar a seguir viviendo en su domicilio".

Ruiz ha destacado que, en total, para el Sistema Andaluz de la Dependencia, la Consejería que dirige ha previsto un presupuesto para el año 2021 de 1.609,1 millones de euros, "el mayor de la historia para esta partida".

Además, ha puesto de relieve que Andalucía ha cerrado el año 2020 con 228.555 personas beneficiarias en el Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia y 310.424 prestaciones, "un máximo histórico" en la comunidad desde su puesta en marcha.

En total, se incorporaron al sistema durante el pasado año 37.918 nuevas personas --un 9% más respecto a 2019-- con 64.387 prestaciones, según detalla el balance del Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia 2020, presentado ante el Consejo de Gobierno por la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación.

Rocío Ruiz ha recordado que el 2020 se ha visto marcado por la crisis sanitaria provocada por el Covid-19, que en el ámbito de gestión de la dependencia ha requerido "medidas excepcionales" para la contención del contagio, pero ha valorado que, a pesar de estas circunstancias, la comunidad andaluza, "lejos de presentar una disminución de personas atendidas en dependencia con respecto al pasado año, ha incrementado este número". En concreto, el dato supone un aumento neto del 3,7% respecto a 2019 y 8.180 beneficiarios más.

De esta forma, Andalucía representa el 20,33% del total de personas beneficiarias a nivel nacional, según ha explicado Ruiz, que ha detallado además que la comunidad se sitúa por encima del promedio nacional en cuanto al número de beneficiarios con prestación sobre el total poblacional, con 2,70 puntos respecto al 2,37 de la media del país.

Asimismo, los Servicios de Valoración de la Dependencia han gestionado también un total de 16.927 revisiones del Programa Individual de Atención (PIA). En total, durante los últimos doce meses se han resuelto un total de 54.845 expedientes iniciales y de revisión.

Rocío Ruiz ha defendido que, durante 2020, la Consejería de Igualdad ha promovido "numerosas medidas económicas extraordinarias como consecuencia del coronavirus con la finalidad de mantener el empleo en las entidades, tanto del servicio de ayuda a domicilio como en centros asistenciales, y garantizar así la atención de las personas en situación de dependencia".

Ha agregado que estas medidas han permitido, entre otras actuaciones, "potenciar el servicio de teleasistencia, ampliar la oferta de plazas de atención residencial con 300 plazas más y reducir el copago en los centros de día".

EL 21,75% DE LAS PRESTACIONES NACIONALES

Según ha detallado la consejera, las prestaciones con las que cuentan las personas en situación de dependencia también alcanzan un "máximo histórico" de 310.424, que son 16.763 más que a cierre de 2019 y suponen el 21,75% del conjunto nacional, con una ratio de 1,36 por persona beneficiaria, por encima de la media estatal (1,27).

En concreto, en Andalucía son atendidas 101.049 a través del servicio de ayuda a domicilio, 24.172 personas dependientes en residencias, 12.696 en centros de día, mientras que 93.458 personas en situación de dependencia cuentan con el servicio de teleasistencia, 73.357 personas reciben la prestación económica por cuidados en el entorno familiar, 4.309 prestaciones vinculadas al servicio, 13 prestaciones de asistencia personal y 1.370 cuentan con el servicio de promoción de la autonomía y prevención de la dependencia.

La prestación que mayor incremento ha tenido en 2020 ha sido el Servicio de Ayuda a Domicilio, con 14.449 prestaciones más que a cierre de diciembre de 2019, lo que supone un total de 101.049 personas atendidas. La atención domiciliaria supone el 33% del total de prestaciones para personas en situación de dependencia en la comunidad andaluza. A nivel nacional, Andalucía representa el 40% del total de prestaciones de ayuda a domicilio.

El servicio de teleasistencia también alcanza un "máximo histórico" en 2020, con 93.458 personas en situación de dependencia en Andalucía que disponen de teleasistencia, lo que supone un incremento absoluto de 3.491 con respecto al cierre del pasado año. Estos datos representan el 37% de las prestaciones de teleasistencia a nivel nacional.

El balance de la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación ha resaltado también los datos publicados por el Imserso sobre la evolución del Sistema para la Autonomía y Atención a la Dependencia desde el inicio de la crisis sanitaria, en el que, según la Junta, se observa que en Andalucía la gestión de la crisis entre el colectivo de personas en situación de dependencia, "muy vulnerable a los efectos del Covid-19", ha sido "eficaz en comparación con los resultados de la gestión de otras comunidades autónomas".

AUMENTO DE EXPEDIENTES A PERSONAS SOLAS Y EN RIESGO DE EXCLUSIÓN

La Consejería de Igualdad ha presentado también los resultados de seguimiento de la medida aprobada el 28 de agosto en el Consejo de Gobierno para dar prioridad a personas en situación de dependencia de especial vulnerabilidad.

De esta forma, se han priorizado los expedientes administrativos relativos a personas con resolución de reconocimiento de situación de dependencia de cualquier grado que vivan solas en sus domicilios, así como las que cuentan con reconocimiento de dependencia de Grado I.

Durante el periodo analizado en el balance realizado por la Agencia de Servicios Sociales y Dependencia de Andalucía, desde el inicio de la medida en septiembre hasta el 31 de diciembre de 2020, se han resuelto 17.215 expedientes de dependencia que estaban pendientes del Programa Individual de Atención (PIA), de los cuales 14.779 (el 85,85%) son de personas que viven solas en su domicilio y con riesgo de aislamiento social.

Por otro lado, respecto a las personas que tienen reconocido el Grado I de dependencia moderada que se encontraban pendientes de atención, se han resuelto 7.828 expedientes, que representan el 45% del total de expedientes resueltos. En general, la evolución de la tasa de cobertura en la atención a las personas en situación de dependencia es positiva en todos los grados de dependencia, con especial incidencia en el caso de la dependencia moderada.

La atención a la dependencia moderada o Grado I tiene como objetivo intervenir sobre la pérdida de funcionalidad, así como contribuir a frenar el agravamiento de las situaciones que generen mayor grado de dependencia, todo ello a través de recursos que faciliten la promoción de la autonomía personal.

Por su parte, la prevalencia de soledad tiene una alta relación con un peor estado de salud y situación de dependencia y está presente en todas las edades, aunque aumenta notablemente a partir de los 80 años.

Un dato que, según ha concluido Rocío Ruiz, justifica la puesta en marcha de esta actuación, derivada de las conclusiones del estudio realizado por la Consejería de Igualdad en el marco de elaboración del Plan Estratégico Integral para personas mayores en Andalucía sobre la soledad no deseada.