3 de junio de 2020
1 de abril de 2020

El Hospital Macarena trata cada año más de 400 pacientes pediátricos afectados por trastorno grave del espectro autista

SEVILLA, 1 Abr. (EUROPA PRESS) -

La Unidad de Salud Mental Infantil del Hospital Universitario Virgen Macarena de Sevilla trata cada año de media más de 400 niños afectados por alguna de las patologías incluidas dentro del autismo.

En una nota, la Junta expone que estos trastornos, enmarcados dentro de un espectro en función de su tipología y gravedad, cuentan con un denominador común: alteraciones en la capacidad comunicativa y de interacción, así como la existencia de intereses limitados y comportamientos repetitivos. Son dificultades que afloran en los primeros años de vida y afectan a la capacidad social del paciente pediátrico.

La referida unidad del centro sanitario atiende los trastornos más graves dentro del espectro autista. "A nosotros, los equipos de Atención Primaria y de Salud Mental Comunitarios que abordan los casos leves y moderados, nos derivan los más graves", expone María José Blanco-Morales, facultativa responsable de la coordinación de la Unidad.

Para el tratamiento de estos trastornos mentales, lo fundamental es una detección precoz que ayude a determinar el diagnóstico: "en un primer momento se aplican medidas de intervención temprana para intentar paliar las dificultades comunicativas, de rigidez cognitiva, de empatización, y durante este estadio tienen especial importancia las medidas psicopedagógicas y conductuales", aduce la doctora Blanco-Morales.

No obstante, la facultativa también advierte que, en casos puntuales, es preciso la utilización de medicación para mejorar el manejo de determinados síntomas.

La labor que desarrolla la Unidad del centro hospitalario es dual, ya que asiste a pacientes y a familiares; respecto al paciente, "concretamos su diagnóstico junto con la Unidad de Maduración de Neurología Pediátrica. También realizamos un seguimiento de su evolución, a la par que coordinamos su acceso a los recursos terapéuticos de los que dispone, tanto desde el servicio de atención temprana como desde el ámbito escolar".

En relación al entorno del paciente, "desarrollamos una labor de apoyo, formación y acompañamiento mediante terapias de familia y la creación de grupos de padres como por ejemplo el de formación psicoeducativa", manifestaba la responsable de la Unidad.

CONVENIO CON AUTISMO SEVILLA

Otros trastornos mentales infantiles graves que se tratan en esta Unidad son trastornos disociales, trastornos afectivos, trastornos emocionales o trastornos de déficit de atención e hiperactividad cuando se dan situaciones de coexistencia con otra enfermedad o de conflictividad familiar grave.

No obstante, el compromiso del Área Hospitalaria Virgen Macarena con las personas afectadas por algún trastorno que pertenezca al espectro autista va más allá del ámbito clínico. De esta forma, el complejo sanitario ha formalizado recientemente un convenio de colaboración con la asociación Autismo Sevilla, a partir del cuál se ha creado un grupo de trabajo que contribuirá a adecuar el trabajo asistencial a la capacidades de los afectados.

La intención es avanzar hacia un servicio sanitario más accesible y sensible que mejore la calidad de vida del paciente, pero también que facilite su inclusión social, apuntan desde el Servicio de Atención Ciudadana.