3 de junio de 2020
31 de marzo de 2020

Junta y Garántia movilizarán 500 millones en 20.000 operaciones de préstamos a pymes y autónomos ante el coronavirus

Junta y Garántia movilizarán 500 millones en 20.000 operaciones de préstamos a pymes y autónomos ante el coronavirus
Imagen de la videoconferencia entre el consejero de Hacienda, Juan Bravo, y el presidente de Garántia, Javier González de Lara, para la firma del convenio. - GARÁNTIA

SEVILLA, 31 Mar. (EUROPA PRESS) -

Los autónomos y las pymes, especialmente micropymes, pueden solicitar ya en sus entidades financieras un préstamo por importe de hasta 50.000 euros para afrontar eventuales problemas de liquidez por la parálisis motivada por la declaración del estado de alarma tras la pandemia ocasionada por el coronavirus. Así lo recoge el convenio que han firmado este martes el consejero de Hacienda, Industria y Energía, Juan Bravo, y el presidente de Garántia, Javier González de Lara. Son créditos garantizados al 100% por la sociedad de garantía recíproca Garántia, que contarán con hasta un año de carencia y se estima que podrán alcanzar hasta las 20.000 operaciones.

El convenio se contempla en el Decreto-ley 3/2020, de 16 de marzo, de medidas de apoyo financiero y tributario al sector económico, de agilización de actuaciones administrativas y de medidas de emergencia social, para luchar contra los efectos de la evolución del coronavirus (Covid-19), ha informado la Consejería de Hacienda a través de una nota.

El Gobierno andaluz considera imprescindible atender las posibles necesidades financieras de pymes y autónomos para amortiguar el impacto económico de la crisis sanitaria en Andalucía, para lo que la Junta de Andalucía ha acordado transferir 36 millones de euros al Fondo de Provisiones Técnicas de Garántia, de la que es socio mayoritario, para activar una línea de financiación que permitirá avalar operaciones financieras, y que generará un efecto multiplicador de hasta 500 millones de euros.

En la firma del convenio también han estado presentes el secretario general de Hacienda, Ignacio Méndez, y el director general de Garántia, José María Vera.

"Al igual que estamos haciendo con la gestión de la crisis a nivel sanitario, actuando con previsión y adelantándonos a lo que puede ocurrir, también debemos hacerlo a nivel económico. Y, en esa línea, nuestra obligación como Gobierno andaluz es pensar en las consecuencias que sufren desde ya autónomos y pequeñas empresas, los otros grandes damnificados. A ellos va dirigida esta medida, cuyo objetivo es facilitarles la liquidez que necesitan para superar este golpe y que puedan seguir manteniendo su actividad", ha explicado Bravo.

El consejero de Hacienda, Industria y Energía ha destacado que esta medida "va más allá" que la propuesta por el Gobierno, que solo avala hasta el 80% de los préstamos, frente al 100% que cubre Garántia, apoyada en la subvención convenida con la Junta de Andalucía. Una operación que se enmarca en la colaboración público-privado y cuya cuantía inicial ha sido de 36 millones de euros, pero que "podría aumentar" en función de si se agota esta primera dotación, según ha asegurado Bravo.

Las operaciones que se podrán beneficiar de este aval público son las suscritas por Garántia entre el 14 de marzo, fecha de entrada en vigor del estado de alarma por el Covid-19 a nivel nacional, y el 31 de octubre de 2020, y que van destinadas a mitigar las dificultades de liquidez como consecuencia de las circunstancias extraordinarias derivadas de la crisis sanitaria. Es un plazo que podrá ser objeto de ampliación si así lo consideran las partes firmantes.

Los destinatarios de estas operaciones son pymes y autónomos viables, que tengan un centro operativo relevante en Andalucía, y sobre los que el estado de alarma provocado por el Covid-19 haya repercutido en sus cifras de ingresos, con dificultades de liquidez ocasionadas por la disminución de la actividad y la caída de ingresos como por el acceso al crédito.

Las pymes y autónomos deben acudir a su entidad financiera habitual, si bien será Garántia la entidad responsable de analizar y evaluar las solicitudes recibidas y tendrá autonomía para conceder o denegar los avales en función de criterios técnicos. Se trata de una iniciativa abierta a todas las entidades finan- cieras que quieran participar.

Las operaciones garantizadas al 100% por la Junta podrán elevarse hasta un importe máximo de 50.000 euros, sin perjuicio de que otras operaciones por importe superior se puedan tramitar tras ser analizadas y aceptadas. Se calculan unas 20.000 operaciones teniendo en cuenta un importe medio de 25.000 euros por operación.

El plazo de devolución del préstamo contempla un máximo de hasta 5 años, con un periodo de carencia de hasta 12 meses.

La firma de este convenio con Garántia se enmarca dentro del paquete de medidas impulsadas desde el Gobierno andaluz para combatir los efectos producidos por la crisis del coronavirus en la economía de la región, especialmente entre los autónomos y el tejido de pequeñas y medianas empresas, y que en conjunto suponen la movilización de 900 millones de euros, además de un fondo de contingencia de 100 millones destinados en exclusiva a los recursos sanitarios necesarios.

"INSTRUMENTO FINANCIERO FUNDAMENTAL"

Garántia, por su parte, ha reivindicado en una nota, que, a través de los avales que concede, "se convierte con esta operación en un instrumento financiero fundamental en estos momentos, con capacidad para poner en el mercado, en colaboración con la Consejería de Hacienda de la Junta de Andalucía, un producto diseñado a medida para que la liquidez llegue de forma ágil al tejido productivo andaluz y paliar así las repercusiones del parón en la actividad a causa del coronavirus".

El presidente de Garántia, Javier González de Lara, ha considerado que "se trata de una importante operación que garantiza que el grifo de la financiación quede abierto para todas las pymes y autónomos que lo necesiten en un momento excepcional en el que lo vital es apoyar al tejido productivo más débil y así contribuir a que puedan continuar su actividad y remontar su actividad económica una vez hayamos superado la crisis sanitaria".

La composición accionarial de Garántia SGR la integran en un 35,5 % por la Junta de Andalucía, entidades financieras con un 19%, y otros accionistas un 3,5%. Además, las empresas asociadas a la SGR, más de 16.700, mantienen la mayor representación en el capital de la nueva sociedad con un 42%. En el Consejo de Administración de Garántia son cuatro las entidades financieras representadas: Caixabank, Caja Rural del Sur, Unicaja y Bankia. Garántia logró en 2019 formalizar un volumen de avales de 141,8 millones de euros, lo que supuso un crecimiento de un 23,2% con respecto a 2018. Con esta evolución creciente la cartera viva de avales formalizados a 31 de diciembre pasado se situó en 438,7 millones de euros, un 11,1/% más que al cierre de 2018.