25 de mayo de 2019
  • Viernes, 24 de Mayo
  • 18 de febrero de 2010

    Aralar de Gipuzkoa pide implicación de las instituciones para "minimizar" los "daños" del TAV en tierras no expropiadas

    SAN SEBASTIAN, 18 Feb. (EUROPA PRESS) -

    El grupo de Aralar en las Juntas Generales de Gipuzkoa presentó hoy en esta Cámara una propuesta de resolución en la que solicita a la Diputación que, en colaboración con el resto de instituciones implicadas, "ponga en marcha mesas para minimizar y, en los casos que corresponda, compensar los daños que generen las obras de construcción del Tren de Alta Velocidad TAV en terrenos que no han sido expropiados".

    En un comunicado, la portavoz de Aralar en el Parlamento guipuzcoano, Rebeka Ubera, explicó que estas mesas se crearían en aquellos municipios en los que se están llevando a cabo las obras de construcción de la infraestructura de alta velocidad, y participarían en las mismas la Diputación, el Gobierno Vasco, Adif, y representantes de los municipios afectados.

    Ubera destacó que "ya hay personas a las que las obras del TAV están afectando de forma importante, se están ocupando terrenos sin ninguna explicación, cortes de carreteras, se están depositando escombros y se está procediendo a este tipo de actuaciones en terrenos no expropiados, sin dar ninguna explicación ni pedir ningún permiso a los dueños y las dueñas de dichos terrenos".

    En este sentido, señaló que, en la medida en que estas obras "están afectando a ciudadanos, las instituciones deben proteger sus intereses". "Las personas que se están viendo afectadas por estas actuaciones se encuentran totalmente indefensas, sin saber a donde ir", lamentó.

    Por ello consideró "necesaria la implicación de todas las instituciones, empezando desde las más cercanas y continuando por las demás, para que se puedan minimizar y compensar los perjuicios generados".