23 de julio de 2019
  • Lunes, 22 de Julio
  • 30 de junio de 2008

    Los costes vascos de la construcción subieron un 0,2% en mayo de 2008 y elevaron la tasa interanual al 7,3%

    BILBAO, 30 Jun. (EUROPA PRESS) -

    Los costes vascos de la construcción se incrementaron un 0,2 por ciento el pasado mes de mayo, respecto al mes anterior, con lo que la tasa interanual registró un aumento del 7,3 por ciento, según datos hechos públicos hoy por el Instituto Vasco de Estadística, Eustat.

    Durante el quinto mes del año, el coste de la mano de obra no experimentó variación alguna (0,0 por ciento), mientras que los de las materias primas arrojaron un aumento del 0,3 por ciento.

    Los subsectores de Edificación y Obra Civil registraron una evolución diferente, ya que no se produjeron variaciones sobre el mes anterior en el apartado de Edificación, mientras los costes de las materias primas de Obra Civil experimentaron un alza del 1,2 por ciento.

    En la evolución interanual se observa que los costes de las materias primas de Edificación crecieron un 7,4 por ciento, mientras que los de las materias primas de Obra Civil acumularon un incremento del 8,5 por ciento.

    En el mes de mayo, los mayores crecimientos de los precios se produjeron en las materias primas consumidas de Refino de petróleo (7,1 por ciento) y Metalurgia (4,2 por ciento). En sentido contrario, redujeron sus precios los Minerales no metálicos (-1,3 por ciento), el Material eléctrico (-0,7 por ciento) y la Energía eléctrica y gas (-0,6 por ciento).

    Entre los precios de las materias primas consumidas por el sector que experimentaron mayores tasas de inflación en el conjunto de los últimos doce meses figuran los Minerales no metálicos (15,1 por ciento), Energía eléctrica y gas (14,1 por ciento), Refino de petróleo (13,7 por ciento) y Agua (11,4 por ciento).

    En sentido opuesto, reflejaron menores incrementos en sus precios interanuales las materias primas de Material electrónico (0,8 por ciento), Maquinaria (2,2 por ciento), Artículos metálicos (2,4 por ciento) e Industria no metálica (2,5 por ciento).