5 de agosto de 2020
25 de junio de 2009

Diputación de Bizkaia suelta en la zona de Garbea, humedal de Bolue y el Butrón animales tratados en el centro de Gorliz

El Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Bizkaia en Gorliz ha atendido en diez años a 5.413 animales

BILBAO, 25 Jun. (EUROPA PRESS) -

El Departamento de Agricultura de la Diputación Foral de Bizkaia realizó hoy la suelta de animales en el entorno de Garbea (Balmaseda), humedal de Bolue (Getxo) y el río Butrón, tras su tratamiento en el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Bizkaia en Gorliz.

El acto de suelta contó con la presencia de la diputada foral de Agricultura, Irene Pardo, y director de Montes y Espacios Naturales, Peli Manterola, y personal técnico y veterinario del Departamento. Participaron también un grupo de niños de Balmaseda que vivieron "una auténtica clase de naturaleza al aire libre conociendo de cerca algunas especies que habitan en nuestro entorno", destacó la Institución foral.

Con este acto, la Diputación Foral de Bizkaia busca inculcar entre los alumnos la sensibilidad hacia el medio ambiente y la protección de las especies animales. Al mismo tiempo, la institución foral ha querido celebrar de esta forma el décimo aniversario de la actividad del Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Bizkaia.

Entre los ejemplares devueltos a su medio natural en el entorno de Garbea se encuentran cuatro búhos reales, nueve cárabos, un milano negro, siete cernícalos, cinco erizos y siete fringíldos. Destaca la puesta en libertad de los cuatro ejemplares de Búho Real, una especie catalogada como "Rara" en Bizkaia de la que se tiene constancia de la existencia de asentamientos en lugares como Karrantza, Trapagaran, Lemoa e incluso Bilbao, donde se ha monitorizado un ejemplar mediante transmisor durante 10 meses.

Dadas sus características acuáticas, otras especies en las que se incluyen seis galápagos leprosos y ocho ánades reales, fueron puestos en libertad en humedales como Bolue en Getxo o el río Butrón. Asimismo otros mamíferos silvestres recuperados, como ejemplares de visón europeo, fueron transportados a sus lugares de procedencia.

La suelta de hoy, junto con las de estos días próximos, supondrá la reintroducción de unos 80 animales silvestres perfectamente recuperados de sus dolencias en el Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Bizkaia ubicado en Gorliz.

Por otro lado, ocho lechuzas permanecen en el centro, a la espera de retornar a la naturaleza, al descubrir en las instalaciones de Gorliz que han nacido tres crías. También permanecen a la espera de volver a su medio natural tres cárabos que aún son muy jóvenes y tienen que aprender a cazar para subsistir.

10 AÑOS

El Departamento de Agricultura realizó un balance "altamente positivo" de los 10 años de existencia del centro, en el que se han recuperado más de 5.413 animales. El 90 por ciento de los animales que se someten a operaciones o algún tipo de tratamiento en las instalaciones de la Diputación Foral en Gorliz se recuperan.

Personal del Departamento de Agricultura de la Diputación Foral de Bizkaia actúa tras el hallazgo de animales que se encuentran heridos, inmóviles, con signos de alguna enfermedad.

Además del servicio de vigilancia que desempeñan los guardas forestales, se reciben aproximadamente 80 llamadas al mes avisando de animales enfermos. Bien la guardería forestal así como Base Gorria acuden a rescatar o recoger los animales y transportarlos al centro donde se les realiza un reconocimiento y se les aplica el debido tratamiento.

En los 10 años que lleva en funcionamiento el centro, han sido recibidos 7.699 animales. De ellos, 2.286 han llegado muertos a las instalaciones, lo que supone casi un 30 por ciento de los ingresos. Una vez evaluada la situación clínica de los animales ingresados, se han establecido tratamientos específicos de medicina veterinaria a un total de 5.413 animales.

Desde la apertura del centro en el año 1999, han ingresado 1.914 especies acuáticas, 818 rapaces diurnas, 424 rapaces nocturnas, 722 paseriformes (mirlos, jilgueros), 51 especies alóctonas y domésticas (iguana, varano, tarántula), 6.523 aves, 1.010 mamíferos, 787 reptiles y 8 insectos.

SENSIBILIZACION

En cuanto al número de ingresos por año, los datos confirman, según la Diputación, una mayor sensibilización social hacia la fauna y un gran avance en materia de educación ambiental, "aunque queda mucho por hacer en esta materia".

Si bien las causas de ingreso son diversas, desciende el número de animales afectados por imprudencias o malos hábitos humanos. En el balance histórico destaca también el incremento de ejemplares recepcionados en 2003, a causa de los efectos del hundimiento del buque Prestige en diciembre de 2002.

El Centro de Recuperación de Fauna Silvestre de Bizkaia comenzó a funcionar en las instalaciones de la Granja Foral de Gorliz en julio de 1999, teniendo como finalidad el cuidado, mantenimiento y recuperación para su posterior liberación al medio natural de los animales que se encontraran incapacitados para la supervivencia en su propio medio, tal y como queda establecido en la Ley 16/1994 de Conservación de la Naturaleza del país Vasco.

El objetivo inicial fue el dar una respuesta a la carencia de programas de trabajo relacionados con la recuperación e investigación de la fauna silvestre de Bizkaia. Los objetivos del Centro de Recuperación no se limitan a cubrir los requerimientos técnicos y hospitalarios necesarios, sino que, a su vez, se integran en una estrategia general de conservación de la fauna silvestre de Bizkaia.