29 de marzo de 2020
10 de marzo de 2014

La Diputación Foral de Gipuzkoa asumirá competencia de cinco residencias municipales este año

SAN SEBASTIÁN, 10 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Diputación Foral de Gipuzkoa asumirá este año la competencia de cinco residencias municipales para personas mayores, de acuerdo con el reparto competencial establecido en la Ley 18/2008 de Servicios Sociales.

Los centros residenciales de Elgoibar, Villabona, Zumaia, Lasarte-Oria y Azkoitia serán los primeros que pasarán a integrarse en un organismo autónomo de nueva creación que pondrá en marcha este año el Departamento de Política Social. La Diputación comenzará en las próximas semanas las conversaciones con los cinco ayuntamientos concernidos.

El diputado de Política Social, Ander Rodríguez, ha realizado un balance "muy positivo" del grado de desarrollo del Plan de Mejora de Atención a la Dependencia 2013-2016.

Esta propuesta, presentada en enero de 2013 tanto a los grupos junteros como a los ayuntamientos del Territorio, aborda el reajuste competencial derivado de la Ley 18/2008 e incluye, además, "un proyecto compartido para mejorar las políticas de atención a las personas dependientes, especialmente las dirigidas al mantenimiento en el propio entorno".

El Plan establece un calendario para la reordenación competencial. Por un lado, para que la Diputación se ocupe de las 16 residencias municipales de Gipuzkoa, mientras los ayuntamientos asumen progresivamente la financiación del Servicio de Atención Domiciliaria.

El diputado ha señalado, además, que se han producido otras medidas incluidas en el Plan de Mejora de Atención a la Dependencia. En ese sentido, ha apuntado que la Diputación ha asumido el pago de los servicios residenciales para personas mayores autónomas, medida que beneficia a 19 residencias y tiene un coste de 900.000 euros para la Diputación.

Asimismo, se han realizado auditorías sobre la situación de las residencias municipales y se ha incrementado con el IPC de 2014 las tarifas que abona a los ayuntamientos por el Servicio de Atención Domiciliaria.

El ente foral preparará un convenio para asumir el coste del 15,5 por ciento del déficit de las 11 residencias municipales cuya gestión no asumirá este año, lo que supondrá un coste de 1,1 millones de euros para la Diputación.

Rodríguez ha señalado que, en colaboración con dos ayuntamientos, se pondrá en marcha un plan piloto para reforzar el servicio que reciben las personas perceptoras de prestaciones económicas de dependencia.