12 de diciembre de 2019
  • Miércoles, 11 de Diciembre
  • 14 de septiembre de 2009

    La FVEM afirma que la actividad de metal en Bizkaia ha caído un 31% en el primer semestre de 2009

    El 44% de las empresas afirma, en una encuesta que "no tendrá más remedio que reducir los niveles de empleo"

    BILBAO, 14 Sep. (EUROPA PRESS) -

    La Federación Vizcaína de Empresas del Metal (FVEM) hizo público hoy en Bilbao un diagnóstico "actualizado y detallado" de la situación del sector en Bizkaia, que indica que la actividad cayó un 31 por ciento en el primer semestre de 2009.

    Este diagnóstico de la situación del sector ha sido realizado sobre la base de una encuesta realizada a las empresas asociadas, que indica que para el 83 por ciento de las empresas, la carga de trabajo "apenas cubre un semestre", mientras que un 14 por ciento de ellas sitúa este periodo de actividad entre seis meses y un año, motivo por el cual la FVEM expresó, a través de un comunicado, su "máxima preocupación" por los datos obtenidos en el análisis.

    El análisis fue elaborado por la Federación, mediante la recogida de información directa en 160 empresas asociadas (que aglutinan a un total de 10.000 trabajadores), pertenecientes a los subsectores de la metalurgia, fabricación de productos metálicos, material y equipos electrónicos, maquinaria, vehículos y otros materiales de transporte, así como instalación de maquinaria y equipo.

    Los datos contenidos en el informe fueron adelantados por FVEM al lehendakari, Patxi López, el pasado miércoles, 9 de septiembre, en el transcurso de una reunión mantenida en Ajuria Enea, en la que los responsables de la Federación le transmitieron su "máxima preocupación" por la crisis que atraviesa el sector.

    Una crisis que se manifiesta -según datos del Índice Compuesto del Metal de Bizkaia y confirmados por el propio estudio de la Federación-, en una caída del 31 por ciento en la actividad durante el primer semestre de 2009, con respecto al mismo periodo del año anterior.

    Según explicó el presidente de FVEM, Ignacio Sáenz de Gorbea, "la encuesta refleja una situación pesimista y pone de manifiesto la desconfianza y las fuertes incertidumbres con respecto al futuro. En general, los empresarios del metal perciben negativamente la situación y los fuertes descensos en los niveles de actividad condicionan el conjunto de la visión de futuro para el sector".

    ACTIVIDAD PARA SEIS MESES

    La encuesta realizada por FVEM en el mes de julio, refleja que la cartera de pedidos en el mercado interior de las empresas durante los dos últimos meses ha disminuido en el 49 por ciento de los casos, se ha estabilizado en el 39 por ciento de ellos y únicamente ha crecido en el 12 por ciento de los casos.

    La caída fue menor en el caso de los mercados exteriores, donde los encargos se estabilizaron para el 58 por ciento de las firmas, mientras que han descendido para el 29 por ciento de ellas y han crecido para el 13 por ciento de las compañías consultadas.

    Con estos resultados, el 83 por ciento de las empresas advierte que la carga de trabajo en cartera apenas llega al semestre, mientras que un 14 por ciento sitúa este periodo de actividad entre seis meses y un año.

    La encuesta indica también que la "acusada contracción del mercado también ha provocado una infrautilización de la capacidad productiva de las empresas del metal". De este modo, el 52 por ciento de ellas "confiesa que no cubre la mitad de su capacidad y un 39 por ciento se sitúa entre el 50 y el 75 por ciento de dicho volumen.

    MANTENIMIENTO O REDUCCIÓN DE EMPLEO

    En cuanto al empleo en el sector del metal en Bizkaia, FVEM califica de "esperanzador" el hecho de que algo más de la mitad de las empresas asociadas (el 51%) haya manifestado su voluntad de mantener las plantillas en los próximos seis meses.

    No obstante, un 44 por ciento de las empresas pronostica que "no tendrá más remedio" que reducir los niveles de empleo y sólo un 5 por ciento de ellas señala que incrementará la plantilla.

    Seis de cada diez empresas apuestan por ampliar mercados o por introducir mejoras en la productividad para salir de la crisis y una de cada cuatro, se plantea mejorar su producto mediante la innovación, frente a un 17 por ciento que estima que ya no tiene margen de acción con sus productos.

    Por otro lado, un 28 por ciento de las firmas consultadas por FVEM mantiene la necesidad de financiación circulante. Por el contrario, este problema está solucionado para el 31 por ciento de las compañías consultadas y un 41 por ciento manifiesta no tener problemas de liquidez.

    En lo que respecta a la financiación del inmovilizado, supone un problema para el 26 por ciento de las empresas que tienen dificultades para cubrirlo. Por otra parte, el 51 por ciento de las compañías señalan que no acometerán inversiones hasta que comience la recuperación económica. Además, un 31 por ciento adicional advierte de que no dispone de capacidad financiera para nuevas inversiones.

    La morosidad creciente supone un problema para el 24 por ciento de las empresas, pero el resto señala que no tiene problemas serios derivados de la morosidad. En cambio, el alargamiento de los plazos de pago es considerado por el 92 por ciento de las firmas consultadas como un problema serio. Finalmente el sistema de "créditos puente" hasta la concesión de avales es desconocido por el 45 por ciento, o escasamente considerado, por el 32 por ciento.

    Los datos del Índice Compuesto del Metal en Bizkaia muestran que la actividad de las industrias del territorio ha caído un 31% durante el primer semestre de 2009 con respecto al mismo periodo del año anterior. La reducción ha sido continuada durante estos meses, si bien el nivel de la caída parece estabilizarse.

    Por subsectores, todos muestran caídas importantes. La más acusada está en la metalurgia y en los artículos metálicos (37%), seguida por la fabricación de maquinaria, que cae un 31%. La fabricación de equipamiento eléctrico es el subsector que mejor se comporta, con un 17 por ciento. Por el contrario, las empresas fabricantes de material de transporte caen un 19 por ciento.

    La FVEM, con 1.050 empresas asociadas que dan empleo a 40.000 trabajadores, es la mayor organización empresarial sectorial de la Comunidad Autónoma del País Vasco. El sector del Metal comprende la siderurgia, metalurgia no férrea, fundición, industria auxiliar del automóvil, bienes de equipo, máquina-herramienta, industria mecánica, eléctrica y electrónica, electrodomésticos, industrias de las tecnologías de la información, fabricación de elementos de transporte y numerosas actividades industriales y de servicios vinculados.