1 de diciembre de 2020
20 de octubre de 2020

PP de Álava pide "más PCR y más medios" en el Servicio de Ayuda a Domicilio para evitar las renuncias de los usuarios

VITORIA, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

El PP de Álava ha pedido este martes que se dote de "más medios" y se realicen "más pruebas PCR" en el Servicio de Ayuda a Domicilio (SAD), dependiente del Instituto Foral de Bienestar Social para "evitar nuevas renuncias de usuarios", ya que ha informado de que "el 30% de usuarios se dieron de baja voluntaria durante lo más duro de la pandemia".

En un comunicado, la portavoz suplente del PP en las Juntas Generales de Álava, Ana Morales, ha reclamado a la Diputación Foral de Álava "más certidumbres y garantías" para que las personas usuarias del Servicio de Ayuda a Domicilio "puedan recuperar y mantener la confianza en el SAD".

En este sentido, ha informado de que "un total de 650 usuarios del SAD, el 30%, se dieron de baja voluntaria durante lo más duro de la pandemia y queremos evitar que suceda de nuevo".

Morales ha recordado que el SAD es un servicio "de naturaleza asistencial y preventiva" dirigido a personas con dependencia, o con riesgo de dependencia, con limitaciones para realizar actividades básicas de la vida diaria o en sus habilidades personales.

El servicio busca, entre otros aspectos, prevenir y/o compensar la autonomía de las personas usuarias, posibilitar la permanencia en el domicilio con calidad y el mayor tiempo posible, ayudar a las personas cuidadoras y fortalecer el sentimiento de seguridad de usuarios y cuidadores.

Con el objetivo de "frenar la tendencia de renuncias", la portavoz suplente popular ha propuesto diversas medidas para lograrlo como la realización de pruebas PCR periódicas a usuarios y trabajadores, test diagnóstico PCR a nuevos usuarios, formación a trabajadoras y una "mejor coordinación" entre la Diputación Foral de Álava y el Ayuntamiento de Vitoria.

"Les han hecho las pruebas PCR tarde mal y de forma absolutamente insuficiente, de hecho, a los usuarios no se les realizan hasta que tienen síntomas y eso ya es tarde", ha criticado la procuradora del PP.

En cuanto a las pruebas diagnóstico a las trabajadoras, Morales ha asegurado que "se les hicieron en junio y ahora en octubre se les están haciendo porque las propias trabajadoras han presionado, puesto que las instituciones ni se habían preocupado".

FORMACIÓN "ESPECÍFICA"

"Ni siquiera les hicieron a la vuelta de las vacaciones, y falta formación específica a las trabajadoras porque solo se les han dado unas pautas genéricas", ha denunciado.

Tras afirmar que "estas carencias también las sufren los usuarios", ha explicado que "a las personas nuevas que se incorporan al servicio tampoco se les realizan pruebas".

"No se ha establecido una periodicidad de PCR y falta información a las familias para fomentar el uso de mascarillas de usuarios que estén en condiciones de utilizarla", ha subrayado.

Por último, ha pedido "hacer pedagogía" de los protocolos de protección con familias y usuarios, y más formación sobre PCR a usuarios y trabajadores "para que haya más garantías que mantengan la confianza en el Servicio de Ayuda a Domicilio (SAD)".

Para leer más