25 de mayo de 2019
  • Viernes, 24 de Mayo
  • 8 de noviembre de 2010

    Thyssenkrupp Bilstein Ibérica cierra su planta de Alonsotegi "por seguridad" tras sufrir "asaltos y sabotajes"

    BILBAO, 8 Nov. (EUROPA PRESS) -

    Thyssenkrupp Bilstein Ibérica ha anunciado que, desde este lunes, ha cerrado su planta ubicada en la localidad vizcaína de Alonsotegi "por seguridad" tras sufrir "asaltos y sabotajes".

    En un comunicado, la empresa ha explicado que, "ante las graves acciones de violencia y actos de sabotaje" que se han llevado a cabo en las instalaciones, "se ve obligada" a cerrar las instalaciones para "garantizar la seguridad de las personas".

    Fuentes de la compañía, que hace unos meses anunció que iba a cerrar esta planta, han recordado que, en 24 horas, "ha habido dos incidentes graves". En este sentido, han explicado que se han producido dos incendios en la planta, que han requerido la intervención del cuerpo de bomberos para sofocar los fuegos.

    "Ante la gravedad de la situación y el alto riesgo que estos hechos pueden generar por la existencia de estaciones de gasoil y de gas, la empresa ha tenido que tomar la decisión de cerrar la planta", han subrayado desde la empresa.

    La compañía ha indicado que estos últimos incidentes vienen precedidos de una serie de "acosos y ataques" diversos, que han sido puntualmente denunciados ante la Ertzaintza. En total, la empresa ha tenido que poner cinco denuncias y la policía ha tenido en intervenir en ocho ocasiones.

    Desde la empresa han enfatizado que el incremento de la violencia ha supuesto también "un notable ascenso de las bajas laborales debido a la insostenibilidad de la situación".

    Por todo ello, Thyssenkrupp Bilstein Ibérica ha lamentado "profundamente haber llegado a esta situación" y ha destacado, además, que ha tomado "la decisión mencionada en aras de la seguridad de las personas".