28 de enero de 2021
4 de diciembre de 2020

El emeritense Rubén Cabecera gana el concurso de redacción del proyecto de rehabilitación del Convento de las Freylas

El emeritense Rubén Cabecera gana el concurso de redacción del proyecto de rehabilitación del Convento de las Freylas
El Gobierno cofinanciará rehabilitar el Convento de las Freylas como sede del Instituto de Arqueología de Mérida - AYUNTAMIENTO DE MÉRIDA - ARCHIVO

El alcalde de Mérida destaca que el espacio de las Freylas será "único" y que "por fin" se avanza en este proyecto importante de la ciudad

MÉRIDA, 4 Dic. (EUROPA PRESS) -

La mesa de contratación del Ministerio de Ciencia e Innovación ha adjudicado el servicio de arquitectura para redacción de proyecto, estudio de seguridad y salud, dirección de obra y otros, para las obras de rehabilitación, restauración y adecuación del antiguo convento de las Freylas de Santiago, como nueva sede del Instituto de Arqueología de Mérida a la empresa emeritense Arquitectura, ingeniería y Urbanismo, Estudio S.L.P. por un importe de 102.801,6 euros Iva incluido.

El alcalde de Mérida, Antonio Rodríguez Osuna, ha mostrado su satisfacción por esta adjudicación que supone "el paso definitivo" para avanzar en la transformación del edificio y toda la plaza. "Tenemos por fin el inicio de estas obras de mejora que unidas a la de la plaza de la basílica de Santa Eulalia lo van a convertir en un espacio único", ha subrayado.

Al concurso, cuya licitación salió por 167.585 euros IVA incluido, han concurrido un total de 10 empresas, tiene un plazo de ejecución de 4 meses para la redacción del proyecto desde la firma del contrato a los que hay que añadir el tiempo de duración del Contrato principal de Obra, estimado en 18 meses, así como los trabajos relacionados con la liquidación del contrato principal, informa el Ayuntamiento de Mérida en nota de prensa.

En total, se estima una inversión total, incluyendo la ejecución de las obras y honorarios correspondientes a Arquitecto de 2.910.000 euros (IVA incluido).

Según señala, las necesidades de espacio para la sede del Instituto de Arqueología sería un despacho de dirección, despacho de gerencia, cinco despachos de investigadores, un espacio para cuatro técnicos, un espacio para investigadores, espacio para albergar la biblioteca Hoffmeyer y el archivo, sala reuniones científicas y otros actos del IAM, almacén de materiales para el proceso el material arqueológico procedente de las excavaciones del Instituto (limpieza, dibujo, siglado, clasificación y restauración) o laboratorio.

Cabe destacar que el terreno que ocupa el Convento de las Freylas tiene 1.700 metros cuadrados entre patios, jardines y corrales, pero su superficie útil es de 800 metros cuadrados, distribuidos en dos plantas en torno a un gran patio central.

Se trata de un edificio muy singular que perteneció a la orden de Santiago y se levantó en 1530 junto a la Ermita de Santa Eulalia, con la que se comunica por un coro alto y una portada gótica, y conserva arcos renacentistas y una bóveda de cañón, mientras que el resto de la techumbre es de forjado de madera.

También guarda pinturas estucadas en un buen estado de conservación, mientras que los alzados son de granito y tapial, por lo que el convento fue declarado Bien de Interés Cultural (BIC) en 1988.

Cabe recordar que el edificio sirvió de almacén de maderas durante la mayor parte del siglo XX por lo que, a pesar de que no se tocó la estructura original, si ha sufrido el abandono de todos esos años. Por ello, las cubiertas se encuentran en un estado muy precario, así como los alzados de tapial que caracterizan al convento.
Con fecha 19 de julio de 2019 se firmó con el Ayuntamiento de Mérida Convenio Interadministrativo otorgando la cesión del uso gratuito del Convento de las Freylas al CSIC para sede del Instituto de Arqueología.
Debido al estado del inmueble, se deberán realizar obras de rehabilitación integral y de restauración, con las autorizaciones pertinentes al ser un edificio BIC.

Para leer más