24 de octubre de 2020
24 de septiembre de 2020

Gobierno, Junta y CHT destinarán más de 2 millones al Plan de Restauración Forestal en el Jerte y La Vera

Gobierno, Junta y CHT destinarán más de 2 millones al Plan de Restauración Forestal en el Jerte y La Vera
La consejera de Agricultura, Desarrollo Rural, Población y Territorio, Begoña García Bernal, en la Asamblea para informar sobre el Plan de Restauración Forestal de la Zona Afectada por el Incendio de La Vera y Jerte - ASAMBLEA DE EXTREMADURA

MÉRIDA, 24 Sep. (EUROPA PRESS) -

La Junta de Extremadura, junto al Ministerio de Transición Ecológica y la Confederación Hidrográfica del Tajo (CHT), aportarán más de dos millones de euros para financiar las actuaciones previstas en el Plan de Actuación Forestal desarrollado por la Administración regional para recuperar la zona afectada por el incendio declarado en las comarcas cacereñas de La Vera y el Jerte el pasado mes de agosto.

El plan de actuación fue publicado en el DOE el 18 de septiembre, el mismo día que se dio por extinguido el incendio, y además fue presentado el pasado martes a los alcaldes de las zonas afectadas por el fuego.

Estas obras --que van ser compartidas por parte de Tragsa y por empresas privadas que serán seleccionadas-- pretenden limitar la escorrentía, evitar la contaminación, prevenir la proliferación de plagas en las matas forestales, y favorecer la recuperación de la flora y la fauna, entre otras actuaciones

De este modo, la CHT actuará en el dominio público hidráulico; el ministerio trabajará en los montes de utilidad pública; y la Junta sobre el resto de terreno, según ha desgranado la consejera de Agricultura, Desarrollo Rural, Población y Territorio, Begoña García Bernal, durante una comparecencia este jueves a petición propia para informar sobre la gestión del incendio en el norte de Cáceres del pasado verano.

La consejera ha hecho durante su intervención un reconocimiento y agradecimiento a quienes trabajaron en el incendio porque "se jugaron la vida por el patrimonio natural y finalizaron su labor sin ningún incidente reseñable"; y ha invitado a abandonar la "trifulca" política para centrarse en el desarrollo del plan de actuación en las zonas afectadas y para al mismo tiempo "aislar" a los "terroristas ambientales" que provocan incendios.

TRABAJOS

Así, García ha explicado que tras la publicación, el 18 de septiembre, en el Diario Oficial de Extremadura (DOE), de la declaración como zona de actuación urgente, empezaron a desarrollarse en el área afectada los trabajos de limpieza de restos vegetales y acumulación de cenizas en los cauces; así como el 'mulching', una novedosa técnica que consiste en acolchar paja en zonas de fuerte pendiente con medios aéreos para estabilizar el suelo y mitigar arrastres.

Al mismo tiempo, se construirán fajinas para corregir el riesgo de erosión hídrica en laderas; albarradas en los cauces; así como diques de mampostería en seco, para retener arrastre de ceniza y evitar escorrentías por las lluvias.

Además, se construirán cordones de protección, denominados bermas, en las laderas desarboladas con el objeto de controlar la erosión en zonas de elevada pendiente y carentes de vegetación.

INTENCIONALIDAD

En cuanto a las causas del incendio en el norte de Cáceres del pasado verano, Begoña García ha indicado que ella no ha dicho que "la causa sea la caza", al tiempo que ha añadido que "queda claro que ha afectado a cinco cotos de caza, tres privados y dos sociales, además de a 110 hectáreas de la reserva la sierra", y ha apuntado que también se han quemado 3.600 hectáreas de superficie cinegética.

Así, ha señalado que en el origen del incendio en Cabezuela del Valle "se evidencia un carácter intencionado"; y ha añadido que "no se han registrado daños personales sobre la población civil, no se han producido daños sobre los bienes materiales de importancia, si bien se han perdido algunas vacas que murieron. Tampoco han sido afectadas viviendas".

En cuanto a la superficie quemada, han sido 4.139,47 hectáreas de los términos municipales de Aldeanueva, Cabezuela del Valle, Cuacos, Garganta la Olla, Guijo de Santa Bárbara, Jerte y Tornavacas.

Los medios participantes en las tareas de extinción, a su vez, han sido 35 aeronaves, 67 vehículos de extinción, 27 técnicos, 38 agentes del medio natural, y unos 750 bomberos forestales.

Asimismo, según las primeras estimaciones aproximadamente un 37 por ciento de la superficie afectada por el incendio corresponde a monte arbolado, mientras que el 60,7 por ciento corresponde a monte desarbolado y 1,42 hectáreas con superficie agrícola y artificial.

Igualmente, el incendio ha afectado a 971 hectáreas de superficie de monte de utilidad pública, ha añadido Begoña García.

PSOE

Por su parte, el diputado del PSOE Eduardo Béjar ha lamentado la "subjetividad" de algunos grupos de la oposición sobre lo ocurrido en los incendios del norte de Cáceres del pasado mes de agosto y su gestión; y ha afirmado que "si hay que achacar algo a alguien es al pirómano o al incendiario que lo provocó (el incendio en el norte de Cáceres), únicamente".

"Se ha actuado tomando decisiones ya en el pasado que establecieron un nuevo paradigma de política forestal en esta tierra", ha subrayado el socialista, quien ha destacado el "buen trabajo" realizado en dichos fuegos por parte del personal del Infoex y de los responsables políticos "al frente de ese personal".

Béjar ha reconocido también que el fuego en Cabezuela del Valle tiene "todos los visos" de haber sido "intencionado"; y ha subrayado que la Junta tiene en marcha "un plan urgente para actuar" en la zona de los incendios.

El socialista, al mismo tiempo, ha defendido que "Extremadura tiene ahora mejores medios, mejores profesionales, mejor política de gestión forestal" tras la "lección" aprendida de los incendios en la Sierra de Gata hace unos años.

PP

De su lado, la diputada del PP Mercedes Morán tras indicar que Extremadura "es el pulmón de España" por su superficie forestal, ha incidido en que la región no se puede "permitir las pérdidas que provocan los incendios", y ha pedido a la Junta mayores medidas de prevención.

Así, ha criticado que en el plan de actuación en la zona del norte de Cáceres afectada por los incendios este pasado mes de agosto "no se ven iniciativas en repoblación"; y ha lamentado las "debilidades" de la Junta para elaborar una "estrategia eficaz" contra los incendios.

En este sentido, ha incidido en que "para combatir los incendios, además de las tareas de vigilancia, de concienciación, la prevención son fundamentales", y ha criticado que el presupuesto para esta materia haya sido "recortado" en la región en 2020.

Al respecto, ha criticado también que "año tras año bajan los trabajos preventivos porque se presupuestan cada vez menos dinero para estas actuaciones".

CIUDADANOS

Mientras, el presidente de Ciudadanos en la Asamblea, Cayetano Polo, ha incidido en que "durante muchísimos años se ha abandonado la gestión forestal" en la región, pese a ser éste el "mecanismo más potente" que tiene la Administración para luchar contra los incendios, ha dicho.

"La gestión forestal hoy por hoy es inexistente, o al menos muy mejorable" en Extremadura, ha espetado Polo, quien ha lamentado que en los Presupuestos de la región 2020 se destinaba "un euro" a tratamientos selvícolas en los montes.

En este sentido, ha recalcado también que cuando pasan los incendios hay que continuar haciendo "muchas cosas" en los montes para que "el daño sea menor".

UNIDAS POR EXTREMADURA

A su vez, la presidenta de Unidas por Extremadura en la Asamblea, Irene de Miguel, ha preguntado por los "intereses espúreos" que hacen prender, ha dicho, la "mecha" en los incendios forestales, y ha apostado en este sentido por que no se pueda cazar en terrenos quemados durante al menos tres años "para acabar con los intereses económicos que hay detrás de los incendios" en general, ha dicho.

De igual modo, ha reclamado la articulación de una "policía forestal" que se encargase de la investigación de las causas de los incendios, evitando que esta materia se externalice.

Asimismo, ha reclamado mejoras laborales para los trabajadores del Infoex a través del reconocimiento de la categoría de bombero forestal como algo de "justicia"; y también medidas para favorecer la ganadería extensiva como "guarda-bosques".