20 de octubre de 2019
  • Sábado, 19 de Octubre
  • 10 de julio de 2014

    El 21% de las casas rurales en Extremadura son accesibles para personas con movilidad reducida

    El 21% de las casas rurales en Extremadura son accesibles para personas con movilidad reducida
    MUNOZROMERO

    MADRID/MÉRIDA, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

    El 21 por ciento de las casas rurales de Extremadura cuenta con habitaciones adaptadas y accesibles a personas con movilidad reducida, lo que la sitúa en el grupo de comunidades autónomas por encima de la media nacional, que asciende al 17 por ciento, según los datos que maneja Toprural.com.

    Según los datos facilitados por el Ministerio de Sanidad Servicios Sociales e Igualdad, existen 3,47 millones de personas con alguna discapacidad (datos de finales de 2012), es decir más del 19% de los 18,21 millones de hogares españoles y el 7% de la población española (46,5 millones de personas).

    Para Toprural, el ofrecer alojamientos adecuados para personas con movilidad reducida podría ser la oportunidad de atraer nuevos viajeros al turismo rural.

    CC.AA. MÁS ACCESIBLES

    País Vasco (39%), Galicia (32%), Andalucía (24%), Murcia (22%), Castilla-La Mancha (22%) y Extremadura (21%) son las comunidades que cuentan con el mayor porcentaje de casas rurales con habitaciones y estancias adaptadas para personas de movilidad reducida, entre el 22% y el 39%.

    Sin embargo, no necesariamente el grado de alojamientos accesibles corresponde con el mayor número de personas valoradas con alguna discapacidad en esa región. De hecho, según los datos de Sanidad, las CC.AA. con más personas valoradas como tal son Andalucía (con 594.014 personas), Cataluña (562.284), Comunidad Valenciana (388.093), Comunidad de Madrid (369.295) y Galicia (217.455).

    ASTURIAS, ARAGÓN Y LA RIOJA, LAS MENOS ACCESIBLES

    Asturias, con un 7% de alojamientos adaptados, Aragón y la Rioja, con un 8%, respectivamente, y la Comunidad Valenciana, con un 10%, se sitúan en los últimos puestos de clasificación.

    "Para las personas con movilidad reducida y sus familias, encontrar un alojamiento accesible suele ser una problema. Así, los destinos que se muestren más sensibilizados hacia su situación y ofrezcan alojamientos adaptados tiene una oportunidad de atraer y fidelizar a este público", ha señalado el director de Comunicación de Toprural, Joseba Cortázar.