14 de agosto de 2020
30 de mayo de 2008

Rural.- La Mancomunidad de Montes de Ponte Caldelas presenta un plan de gestión forestal valorado en 87.000 euros

PONTEVEDRA, 30 May. (EUROPA PRESS) -

La Mancomunidad de Montes de Ponte Caldelas (Pontevedra) celebrará mañana, con una jornada sobre monte sostenible titulada 'La restauración de la vegetación autóctona en los fondos de valle', el fin de los trabajos de recuperación de las zonas afectadas por los incendios forestales de 2006. La próxima fase será la puesta en marcha de un Plan Marco de Gestión Integrada, valorado en unos 87.000 euros.

En las jornadas, que tendrán lugar en la Casa de Cultura de Ponte Caldelas, participará el jefe del Servicio de Montes de Pontevedra, Jesús de la Fuente, con una ponencia sobre la importancia de las bandas de protección del fondo de valle para lograr un monte multifuncional.

Por su parte, el portavoz de la empresa Integra Futuros Sostibles, David Brown, explicará los trabajos de recuperación realizados en Chaín, Ínsua y Pazos. Éstos consistieron en un programa de trabajo -que contó con apoyo de voluntariado y participación ciudadana- enfocado a la consolidación del terreno próximo a los riachuelos, al que siguió la eliminación de especies invasoras tras un año de "regeneración natural" del suelo, y la replantación de la zona con especies autóctonas.

El presidente de la Mancomunidad, Alberto Lema, expondrá los objetivos del Plan Marco, del que participan 25 de las 31 comunidades de montes de Ponte Caldelas, y que pretende "transformar la visión del monte, convertirlo en una explotación forestal combinada, con un desarrollo inteligente, sostenible y altamente productivo". El proyecto actuaría sobre una superficie que ronda las 4.000 hectáreas.

PROYECTO PIONERO

Sus promotores lo califican como una iniciativa "pionera", para la que lograron que la Consellería de Medio Rural aporte el 80% de los fondos. "Y está cundiendo el ejemplo", señaló Alberto Lema sobre otras actuaciones que también se están llevando a cabo en mancomunidades cercanas.

En declaraciones a Europa Press, el presidente de la Mancomunidad explicó que "después de los incendios cundió la desesperanza" entre los comuneros, por lo que se plantearon "una ordenación distinta y funcional, no basada en el forestalismo". Por ello, apela al "compromiso" de los propietarios "para la prevención del fuego", al que se refirió como "la plaga más devastadora".

En la elaboración del Plan Marco participa un equipo multidisciplinar formado por ingenieros de montes, biólogos, expertos en economía social, arqueología y otros sectores especializados. Está previsto que en junio se inicie una fase "consultiva" a la que invitarán a responsables del distrito forestal y las empresas de la zona "para que aporten ideas", con vistas a concluir la elaboración de la memoria hacia el mes de octubre.

GRANDES POTENCIALIDADES

Alberto Lema destacó el valor paisajístico y ecológico del monte, su biodiversidad y capacidad de regeneración y le augura "grandes potencialidades" desde el punto de vista turístico, económico y ambiental. Para ello, se estudia una fórmula "combinada" de explotación forestal que incluiría la creación de pastizales, zonas de producción micológica y de pequeños frutos, pastoreo de ganado, plantaciones de madera de alta calidad y usos sociales.

David Brown apuesta por aplicar en Galicia lo que "hace 20 o 30 años ya se comenzó a hacer en otras partes de Europa, al combinar zonas productivas con zonas protectoras", argumentando que "no se puede tratar el monte como una unidad". Lema añade que "si nuestro monte supone el 3,5% del PIB gallego, con el suelo desordenado, qué pasará cuando esté produciendo", y eleva las posibilidades hasta el 7% de la economía de Galicia.