18 de noviembre de 2019
5 de julio de 2010

La Confederación Hidrográfica del Miño-Sil gestiona una estación para prevenir inundaciones en el río Anllo, en Lugo

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 5 Jul. (EUROPA PRESS) -

La Confederación Hidrográfica del Miño-Sil (CHMS) gestiona la instalación de una estación con sistema automático de información hidrológica (SAIH) en el río Anllo, un afluente del río Miño a su paso por la provincia de Lugo, y con el objetivo de hacer seguimiento de avenidas y prevenir y minimizar los efectos de las inundaciones, así como optimizar su asignación, especialmente en situaciones de escasez.

Así lo ha anunciado el presidente de este organismo, Francisco Liñares, durante unas jornadas celebradas este martes en la localidad lucense de Guitiriz, en la que se ha debatido el plan hidrológico de esta cuenca para el periodo 2010-2015. En ellas, participaron un centenar de agentes políticos económicos y sociales de la comarca de A Terra Cha.

Esta reunión se enmarca en el conjunto de actividades organizadas por esta administración hidráulica para fomentar la participación ciudadana en la elaboración de la norma que determinará la gestión y uso responsables del agua. En este sentido, los principales problemas relacionados con los usos del agua en esta comarca lucense son el consumo del agua, la dispersión poblacional y la contaminación difusa por actividades agrícolas y ganaderas.

Durante su intervención, el presidente del organismo de cuenca, ha destacado el "buen estado" de las masas de agua de la zona y ha asegurado que espera que "mejore aún más hasta el 2015, ya que durante los próximos meses se intensificará la vigilancia en los ríos Ladra, Roca y Pequeño", que son los que presentan más problemas de contaminación.

Liñares ha insistido en que estas medidas deben de ir acompañadas de actuaciones de abastecimiento, saneamiento y depuración, así como de obras de restauración ecológica de las masas de agua. Así, la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil tiene previsto ejecutar 28 actuaciones de restauración ecológica de los ríos y márgenes en la comarca de A Terra Cha.

En materia de depuración destacan las que, el Gobierno de España, a través del Ministerio de Medio Ambiente, Medio Rural y Marino (MARM), y en colaboración con la Xunta, se realizarán en ayuntamientos como Abadín, Begonte, Cospeito, Vilalba y Xermade, todos ellos en la provincia de Lugo.

PLAN HIDROLÓGICO

Entre los objetivos del plan hidrológico de la cuenca, se encuentra alcanzar el buen estado de las masas de agua, prevenir el deterioro de los recurso hídricos, promover el uso sostenible del agua, proteger y mejorar el medio acuático, reducir progresivamente la contaminación de las aguas o paliar los efectos de las inundaciones y sequías.

El plan hidrológico de la demarcación constituye el principal instrumento de gestión de la cuenca Miño-Sil, ya que establece la ordenación de los usos del agua y determina las líneas preferentes de actuación para alcanzar el buen estado y la adecuada protección de los ríos. Se trata de una guía del buen uso del agua en un escenario en el que este recurso básico para la vida es escaso.