7 de julio de 2020
24 de mayo de 2020

Los delitos informáticos cometidos en Galicia se incrementan de modo "exponencial" durante el confinamiento

Las infracciones por desobediencia a la autoridad y violencia de género representaron la mayor parte de las cometidas de modo presencial

Los delitos informáticos cometidos en Galicia se incrementan de modo "exponencial" durante el confinamiento
Investigación de delitos informáticos - CNP - ARCHIVO

VIGO, 24 May. (EUROPA PRESS) -

El confinamiento decretado en el marco del estado de alarma aplicado por la crisis sanitaria ha conllevado un descenso de la criminalidad en Galicia, aunque se han incrementado de modo "exponencial" los delitos informáticos detectados.

Fuentes policiales han explicado a Europa Press que se han registrado distintas estafas cometidas a través de Internet consistentes en comunicaciones que requerían información personal de los usuarios y la suplantación de URL de páginas web, entre otros. Así, en las últimas semanas, empresas y particulares han sido víctimas de delitos tecnológicos, si bien se ha apuntado que la comisión de los mismos se incrementa desde hace años.

Las mismas fuentes han precisado que la mayor parte de las infracciones realizadas de modo presencial durante el estado de alarma han estado relacionadas con delitos de violencia de género y el quebrantamiento de condenas impuestas por la comisión de estos. De este modo, se ha tenido conocimiento de incumplimientos de órdenes de alejamiento respecto a las víctimas o de comunicación con ellas y también se han detectado delitos de lesiones.

También han apuntado que, en estas semanas, se han registrado delitos de resistencia y desobediencia a la autoridad relacionados con el incumplimiento de las restricciones de movilidad decretadas.

En relación a la crisis sanitaria, se han detectado múltiples puntos de venta de material de protección no autorizados y mascarillas que carecían de las certificaciones exigidas.

Adicionalmente, han tenido lugar algunos robos con violencia y/o intimidación en la comunidad y, desde que se ha reanudado la actividad en la hostelería, la Policía Nacional ha sido requerida por robos con fuerza cometidos en establecimientos.

DESCENSO DE LA CRIMINALIDAD

No obstante, las mismas fuentes han resaltado el descenso "significativo" del índice de criminalidad de la comunidad registrado en el marco del estado de alarma, y, en concreto, en el volumen de delitos cometidos contra la propiedad o que involucrasen la utilización de violencia o intimidación.

Según la Delegación del Gobierno en Galicia, la criminalidad se redujo en las cuatro provincias gallegas en el primer trimestre del año y presentó una caída del 64,9% entre el 14 y el 31 de marzo, tras la entrada en vigor del estado de alarma decretado por el Ejecutivo central. En ese periodo, los cuerpos policiales contabilizaron en Galicia 1.220 infracciones penales frente a los 3.478 posibles delitos registrados en esos días de 2019.

Fuentes policiales han relacionado la disminución "sustancial" de la delincuencia en las últimas semanas con "la drástica reducción de la movilidad" y el hecho de que "muchas de las infracciones cometidas no hayan sido denunciadas".

"Hay algunos hechos, como daños en una vivienda o hurtos, que no son graves, por lo que los ciudadanos no han acudido a denunciarlos", han explicado. Así, se ha señalado que la aplicación del estado de alarma ha influido en el número de denuncias presentadas desde el 14 de marzo. De hecho, se ha señalado que tras la entrada de Galicia en la fase 1 de la desescalada ha aumentado la actividad en las Oficinas de Denuncias y Atención al Ciudadano de las comisarías gallegas de Policía Nacional.

Dada la situación actual, las mismas fuentes han insistido en que algunas personas que han sufrido estafas por Internet han optado por no denunciarlas y se han limitado a bloquear sus cuentas para evitar ser víctimas de estos delitos de nuevo.

DELITOS INFORMÁTICOS

En esta línea, se ha recordado que el aislamiento domiciliario se ha relacionado con un incremento de la utilización de la conexión a Internet y que, en ese contexto, se ha registrado un aumento de los delitos informáticos cometidos.

De este modo, se han detectado múltiples casos de correos electrónicos "maliciosos" que alteraban un dominio de Internet para suplantarlo mediante la utilización de una imagen y una URL falsas.

Así, en las últimas semanas, se han descubierto mensajes en los que los remitentes se identificaban como empresas de transporte y entidades bancarias. En el primer caso, se solicitaba al receptor del email un pago por adelantado para recibir un paquete y, en el segundo, se demandaban datos personales de una tarjeta o una cuenta bancaria para desbloquear su actividad.

El Instituto Nacional de Ciberseguridad (Incibe) también ha alertado de la detección de correos electrónicos fraudulentos mediante los que se ha intentado extorsionar a empresas al señalar que su página web ha sido atacada.

Además, esta empresa pública dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital ha explicado que se han registrado mensajes remitidos mediante aplicaciones de mensajería instantánea y redes sociales en los que se instaba a los receptores a cubrir cuestionarios relacionados con la crisis sanitaria actual.

ESTAFAS

Asimismo, en los últimos días se han registrado estafas realizadas a través de Internet relacionadas con la devolución de prestaciones vinculadas a ERTE y la campaña de la Renta, que finaliza el próximo 30 de junio. Precisamente, la Agencia Tributaria ha recomendado a los contribuyentes que eviten atender llamadas o mensajes de remitentes que se identifiquen como este organismo, ya que, según ha alertado, se trata de intentos de engaño.

A este respecto, la Agencia Tributaria ha recordado a los declarantes que solo pueden recibir llamadas relacionadas con la campaña del IRPF si solicitaron con anterioridad una cita previa a través de algunos de los canales disponibles para ello.

Por este motivo, fuentes policiales han insistido en la necesidad de que los ciudadanos eviten aportar sus datos personales y bancarios cuando reciban alguna comunicación a través de Internet. Así, se ha llamado a estas personas a actuar ante estos casos "de la misma forma en la que lo harían en la vía pública si un desconocido les pidiese información personal".

Aunque se ha registrado un incremento de la ciberdelincuencia en los últimos años --en 2019 la Policía Nacional tuvo constancia de la comisión de 10.000 delitos tecnológicos en Galicia--, han explicado que algunas empresas víctimas de estos delitos no los denuncian para evitar que perjudique a su imagen. También han apuntado que algunos particulares actúan del mismo modo al avergonzarse de haber sido estafados.

ESPECIALIZACIÓN

Ante esta situación, fuentes del Sindicato Unificado de Policía (SUP) ha recordado que esta central demanda desde hace "muchos años" la creación y potenciación de grupos de delitos tecnológicos en todas las comisarías. Así, han insistido en la necesidad de contar con especialización, formación y medios materiales y personales para combatirlos.

En este sentido, fuentes del sindicato han incidido en que resulta precisa una "actualización constante" del cuerpo de Policía Nacional en este ámbito dada la rapidez con la que evoluciona.

Para leer más