30 de octubre de 2020
30 de enero de 2020

Detenido un vecino de Baiona (Pontevedra) que simuló haber sido víctima de un secuestro

El hombre aseguró que lo habían golpeado durante días y usado su tarjeta bancaria, aunque él mismo retiró el dinero

VIGO, 30 Ene. (EUROPA PRESS) -

Agentes de la Policía Nacional de la Comisaría de Vigo han detenido a un vecino de Baiona (Pontevedra), de 45 años de edad, por simular un delito, ya que denunció haber sido víctima de un secuestro que nunca se produjo.

Según han informado fuentes policiales, la investigación se inició el pasado 13 de enero, cuando un médico de Urgencias contactó con el 091 para informar de que estaba atendiendo a un hombre que manifestaba haber estado retenido varios días contra su voluntad por un grupo de captores.

Una dotación policial acudió a entrevistarse con este varón, quien explicó que lo habían secuestrado el 4 de enero, cuando salía de un cajero de la calle Gran Vía de Vigo. Según su versión, había sido abordado por un individuo de complexión grande, que lo había metido a la fuerza en una furgoneta de color blanco, en cuyo interior había otros dos hombres con la cabeza tapada y que hablaban en una lengua "del este de Europa".

Así, la supuesta víctima relató que le habían cubierto la cabeza y lo habían atado, que le habían retirado el teléfono móvil, la tarjeta de débito y que le habían exigido el PIN. Al negarse a facilitarlo, explicó, le habían golpeado en la cabeza y en otras partes del cuerpo.

Durante los siguientes días, denunció el hombre, habían seguido golpeándolo con diversos objetos, produciéndole quemaduras en el cuerpo y la cara y amenazándolo. Mientras duró el cautiverio, afirmó, sus secuestradores retiraron varias veces dinero de la cuenta y lo fueron desplazando de un lugar a otro.

En unos de estos desplazamientos, aseguró, tras un fuerte frenazo de la furgoneta, se aflojaron sus ataduras y aprovechó un despiste de los captores para tirarse del vehículo en marcha.


DUDAS SOBRE LA VERSIÓN DEL DENUNCIANTE

Al ponerse en marcha la investigación, la Policía comprobó que afloraban algunas contradicciones y dudas sobre la versión que había dado el denunciante. Además, los agentes constataron que las retiradas de dinero que se habían hecho en su cuenta, por importe de casi 3.500 euros, habían sido realizadas por la supuesta víctima.

Al avanzar en las pesquisas pudieron ratificar que el secuestro había sido una invención, por lo que se procedió a su detención por simulación de delito.

Una vez en Comisaría, se comprobó que este varón tiene 6 antecedentes policiales. El detenido y todas las actuaciones han pasado a disposición del juzgado de instrucción número 6 de Vigo.

CASO ANTERIOR

Fuentes policiales han señalado que éste no es un caso aislado, ya que el año pasado una mujer denunció haber sido víctima de un secuestro y de abusos por parte de tres varones extranjeros.

La mujer aseguró a la Policía que la habían metido a la fuerza en un coche y que la habían llevado a una zona cercana a Chapela (Redondela), donde la retuvieron tres horas. Finalmente, relató la denunciante, había logrado escapar en un despiste de sus captores, que estaban borrachos.

En ese caso, los investigadores también lograron descubrir que el secuestro era falso, y que todo había sido una invención de la mujer para llamar la atención de su pareja.

La Policía ha recordado que las falsas denuncian causan un grave perjuicio a su labor, puesto que se detraen efectivos técnicos y humanos para investigar hechos que nunca se produjeron. "Es un abuso a las administraciones hacer un uso innecesario de sus limitados recursos", han apuntado fuentes policiales, que también han añadido que las simulaciones de delito son infracciones penales.