23 de mayo de 2019
4 de octubre de 2014

Educación amplía casi un 47% las ayudas para que los alumnos afectados por causas imprevistas continúen sus estudios

Educación amplía casi un 47% las ayudas para que los alumnos afectados por causas imprevistas continúen sus estudios
STEPHANE MAHE / REUTERS

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 4 Oct. (EUROPA PRESS) -

La Consellería de Cultura, Educación e Ordenación Universitaria ha ampliado en casi un 47% las ayudas destinadas al alumnado que cursó estudios, durante el 2013-2014, en el Sistema Universitario Galego (SUG) y que por causa sobrevenida o imprevista, tuvo dificultades económicas para continuar. Las ayudas se incrementan en 42.000 euros, que se suman a los 91.000 euros destinados inicialmente.

El objetivo, ha explicado el departamento que dirige Jesús Vázquez, es cubrir la necesidad urgente de recursos económicos para paliar la situación de emergencia derivada de causas tales como la orfandad absoluta, fallecimiento del padre/madre/tutor legal, desempleo del sustentador principal, enfermedad grave, violencia doméstica, víctimas de actos terroristas, separación, divorcio, ruina o quiebra familiar, así como otras circunstancias justificadas que repercutan en la situación socioeconómica familiar. El año pasado recibieron esta ayuda 31 personas.

Esta modificación no afecta al plazo establecido en la orden inicial para la presentación de solicitudes. La dotación económica asignada a cada beneficiario oscilará entre una cuantía mínima de 1.250 euros y una máxima de 2.500, en función de los umbrales de renta per cápita indicados en la convocatoria.

Para acceder a estas ayudas, la situación sobrevenida o imprevista tuvo que ocurrir durante el curso 2013/2014, y los solicitantes deberían estar matriculados en, como mínimo, 50 créditos, en estudios universitarios presenciales correspondientes a un título de grado, licenciatura, ingeniería, arquitectura, diplomatura, maestro, ingeniero técnico, o arquitecto técnico en cualquiera de las universidades del SUG.

Además, la renta per cápita de la unidad familiar no podía ser superior al importe anual de la pensión no contributiva para el año 2014, es decir, 5.166,60 euros por persona, tal y como se indica en la convocatoria.

Para leer más